Técnicas Reunidas, la ingeniería industrial que recorre el mundo

La compañía ha diseñado y construido más de 1.000 plantas desde América hasta Asia, normalmente con contratos llave en mano

tecnicas reunidas
Refinería de Técnicas Reunidas en Rabigh, Arabia Saudí.

La empresa se define como un contratista general con actividad internacional que se dedica a la ingeniería, diseño y construcción de todo tipo de instalaciones industriales. Entre sus clientes en todo el mundo están muchas de las principales compañías petroleras estatales y multinacionales, además de grandes grupos españoles.

Comenzó sus actividades en 1960 en asociación con The Lummus Company, mediante la creación de Lummus Española, SA, convirtiéndose en 1972 en Técnicas Reunidas, SA, con capital privado cien por cien español vinculado a la familia Lladó.

De hecho, desde su creación, las compañías del grupo Técnicas Reunidas (TR) han diseñado y construido más de 1.000 plantas industriales. Como curiosidad, es una de las primeras empresas de ingeniería y construcción que se estableció en China.

Esta vocación internacional, asociada a una mayor especialización en la ejecución de proyectos llave en mano, ha hecho que, desde la década de los ochenta y hasta hoy, la facturación exterior de TR haya aumentado progresivamente hasta alcanzar el 78% de la total.

Entre sus mayores contratos, un proyecto en Perú para realizar el proceso de modernización de la refinería de Talara, por 1.995 millones. Este acuerdo fue el mayor contrato llave en mano de refino firmado con una única compañía. Y este año, tras cerrar 2017 con un descenso de su beneficio neto del 54,3% (hasta los 64 millones), ha comenzado con buen pie tras la firma del contrato de adjudicación de las unidades de proceso de la nueva refinería de Duqm (Omán). Se trata de un contrato de 2.750 millones de dólares (unos 2.200 millones de euros) adjudicado bajo la modalidad llave en mano.

Según anunció hace pocos días su consejero delegado, Juan Lladó, durante el primer y segundo trimestre de 2018, los nuevos proyectos concedidos superarán los 6.000 millones de dólares (4.900 millones de euros).

Movimientos clave

Técnicas Reunidas.
Juan Lladó, CEO.

En junio de 2006, el grupo colocó un 35% de su capital en Bolsa. Doce meses después, los títulos se habían revalorizado el 181%. En la primavera de 2008 ya formaba parte del Ibex 35.

El desembarco en el mercado de EE UU no llegó hasta 2015, al lograr el contrato de diseño y construcción de una planta para el grupo químico sudafricano Sasol, en Luisiana.

Hace un año se nombró a la expresidenta de Hispasat, Petra Mateos, como consejera independiente. Era la única de las empresas del Ibex 35 sin mujeres en el consejo de administración.

Normas