Gestores de fondos: hay vida más allá de Madrid y Barcelona

Valencia, Zaragoza o San Sebastián acumulan mucho talento gestor

Internet y las redes sociales han acercado a inversores y empresas

Gestores de fondos: hay vida más allá de Madrid y Barcelona pulsa en la foto

El mejor gestor de inversiones del planeta no vive en Nueva York, ni en Boston, ni en Londres. Warren Buffett ha conseguido convertirse en uno de los hombres más ricos del mundo (con un patrimonio de 84.000 millones de dólares) trabajando desde su ciudad natal, Omaha, una pequeña localidad de Nebraska.

“Es algo insólito. Es como si el mejor gestor de fondos español operara desde Tarazona, una localidad de 10.000 habitantes de la provincia de Zaragoza”, explica Carlos Val-Carreres, cogestor de la sicav Lierde.

La comparación es exagerada, pero tiene su miga. Val-Carreres administra junto con Juan Uguet este vehículo de inversión trabajando exclusivamente en Zaragoza (capital). En los 24 de historia de la sicav ha rentado un 1.767%, lo que supone un 16% anual. Toda la industria les reconoce como unos de los mejores gestores españoles, pese a no trabajar en Madrid ni Barcelona.

Las dos grandes capitales españolas acumulan más del 80% del patrimonio administrado a través de vehículos de inversión (fondos, planes de pensiones, sicav...). Allí tienen sus sedes los grandes gigantes bancarios, junto con todas las gestoras de fondos internacionales.

Otros casos

  • Planes de empleo en el País Vasco. Geroa Pensioak. El País Vasco tiene una figura de inversión diferencial respecto al resto de España: las EPSV. Se trata de Entidades de Previsión Social Voluntaria, un tipo de gestora, de carácter mutual, encargada de administrar el patrimonio invertido por empresa y empleados en el marco de la inversión colectiva. Es el equivalente a los planes de pensiones de empleo. El más importante de todo el País Vasco es Geroa Pensioak, una EPSV que administra un patrimonio de más de 2.000 millones de euros. Más de 10.000 pequeñas y medianas empresas de 20 ramas de actividad están adheridas al EPSV, que cuenta con 250.000 socios. Sus rentabilidades son espectaculares. El equipo dirigido por Virginia Oregui ha obtenido para los socios de Geroa una revalorización de sus aportación del 247% en 20 años (del 6,42% medio anual). En este mismo periodo, la rentabilidad media de los planes de pensiones de empleo ha sido de casi la mitad: un 3,6% anual. Geroa tiene un equipo muy reducido. Un director de inversiones (Ramón Nieto), una responsable de fondos (Maider Zubillaga), otro de renta variable (Asier Elizondo) y una jefa de inversión socialmente responsable (Iratxe Castaño). Su sede está en un polígono empresarial a las afueras de San Sebastián.
  • Talento en AlmeríaEsfera Capital. Esta gestora de fondos con sede en Roquetas de Mar (Almería) nació hace dos años. Su principal foco son los fondos que invierten en compañías vinculadas a la tecnología y a la innovación. Su fondo más emblemático es Esfera Robotics, que focaliza sus inversiones en aquellas compañías que tendrán un papel fundamental en la revolución robótica. Este vehículo registró una rentabilidad del 25,2% el año pasado. La gestora administra un patrimonio cercano a los 200 millones de euros.

Tan solo un puñado de gestoras de fondos, como Ibercaja Gestión (Zaragoza), Kutxabank Gestión (Bilbao) o Unigest (Málaga) han conseguido permanecer al margen de la atracción de Madrid y Barcelona.

La gestora de Ibercaja se ha situado en los últimos años como uno de los referentes del sector. Su fondo Ibercaja Oportunidad Renta Fija, gestionado por Cristina Gavín, ha sido reconocido con las cinco estrellas Morningstar, como uno de los mejores de su categoría: deuda pública a corto plazo.

En los últimos años, a estos líderes regionales, que han logrado sobrevivir a la reconversión de las cajas de ahorros, se han sumado otros proyectos de gestión de nueva creación en localidades como Valencia, Logroño, Vic o Arrecife (Lanzarote).


Buceo y fondos

Una de las figuras que ha sido clave para el desarrollo del talento gestor en ciudades de tamaño medio es la del asesor de fondos.

Bajo esta figura opera Hugo Ferrer, con residencia en Playa del Carmen y oficina en Arrecife, en la isla de Lanzarote. Este experto es el asesor del fondo de Renta 4 Multigestión Ítaca Global Macro. Él es quien define la política de inversión y la estrategia del vehículo, aunque es la gestora quien la ejecuta y quien se responsabiliza ante los partícipes del fondo.

Su proyecto echó a andar hace tres años y acumula un patrimonio bajo gestión de más de 4,2 millones de euros. Su enfoque combina un análisis macroeconómico para la estrategia a largo plazo, junto con un análisis técnico para los movimientos más tácticos. El arranque del proyecto fue duro, con importantes caídas del valor del fondo, pero en 2017 el vehículo registró una revalorización del 18%.

“En parte el proyecto surgió en las redes sociales. Entre cuatro personas, de Burgos, Valladolid y Alicante, y yo, de Lanzarote, lanzamos una web sobre inversiones, Inbestia. Cuando empezó a tomar cada vez mayor relevancia, me animé a buscar una gestora y lanzar un fondo de inversión asesorado por mí”, explica Ferrer.

Este especialista en inversiones considera que trabajar lejos de los centros financieros es una ventaja. “Te permite pensar con más claridad y con más independencia. En Madrid o Barcelona es más fácil ser gregario”. En ocasiones, cuando termina el trabajo va a la playa para hacer buceo, aunque reconoce que su deporte favorito es el esquí.


Burgos y Logroño

José Luis Benito trabajaba en Logroño cuando decidió cursar un máster de inversión en valor. Cuando empezó a ver que se le daba bien seleccionar empresas, pensó en asesorar un fondo de inversión. El que sería su socio, Alejandro Estebaranz, era un ingeniero de Burgos también interesado en la inversión.

Ambos convencieron a la gestora Renta 4 para lanzar True Value, un fondo al que asesoran. Las rentabilidades que han conseguido son tan excepcionales que han llamado la atención del mercado. 20,7% en 2017, 15,6% en 2016, 12,2% en 2015, 14,9% en 2014... El fondo ha logrado cinco estrellas Morningstar, lo que le reconoce como uno de los mejores de su categoría. En unos años ya asesoran un patrimonio de 200 millones de euros.

“El éxito que hemos tenido nos ha llevado a decidir tener presencia permanente en Madrid, para estar más cerca de los clientes”, explica Benito.

La gestora Renta 4 es una de las que ha sido más activa en apadrinar proyectos de gestores amateur que querían dar un paso hacia la profesionalización. En el caso de Miguel de Juan, había trabajado en banca privada hasta 2010, cuando decidió impulsar un fondo de inversión.

A finales de ese año nació Argos Capital, un fondo de Renta 4 con una política mixta flexible (que invierte tanto en Bolsa como en bonos). De Juan asesora el fondo desde León, y ha conseguido una rentabilidad media anual del 6,35% en los cinco últimos ejercicios.


Redes sociales

La mayor parte de los nuevos proyectos independientes de inversión han podido ver la luz gracias al desarrollo de las comunicaciones y de las redes sociales. “Hace veinte años habría sido impensable lanzar Ítaca Global”, reconoce Hugo Ferrer.

Uno de los casos paradigmáticos de esta tendencia es el surgimiento de Smart Social Sicav. Este vehículo nació en un concurso entre gestores de Bolsa amateur. Las bases eran sencillas. Los participantes iban reportando durante dos años en qué invertían, para ver quién era el mejor. Todo cambió cuando uno de los promotores del concurso, José Sánchez Moreno, se comprometió a aportar 100.000 euros para que el ganador del concurso empezara a gestionar de verdad.

Fue Antoni Fernández quien venció. En unos meses, el promotor del proyecto logró comprometer 5 millones de euros para lanzar una sicav, y convencer a Inversis Banco para que contratase a Fernández como gestor. Hoy el vehículo tiene 30 millones de euros bajo gestión.

A diferencia de Hugo Ferrer, en el caso de Smart Social Sicav los inicios fueron brillantes, y luego llegaron los tiempos duros. En su primer año de vida logró una rentabilidad del 12%, batiendo a la mayoría de índices bursátiles y fondos de inversión. El año pasado, en cambio, la sicav se depreció con fuerza. Fernández consideraba que iba a haber una fuerte corrección en Bolsa, que finalmente se materializó en febrero de este año.


Garaje en Valencia

Otro de los casos de éxito más fulgurantes que ha vivido la industria española de fondos de inversión es la gestora Buy & Hold, fundada en Valencia por tres socios (Julián Pascual, Rafael Valera y Antonio Aspas) y especializada en inversión en valor.

“Julián y Antonio lanzaron primero una empresa de asesoramiento financiero [EAFI] en un garaje, literalmente”, explica Valera. “Yo me incorporé en 2016 para convertir el proyecto en una gestora y abrir la oficina de Madrid”, añade.

La firma empezó asesorando tres sicav, que luego han trasladado al formato fondo de inversión. Rex Royal Blue Sicav invierte en Bolsa europea, Pigmanort invierte en bonos y Bolsa, y B&H Renta Fija solo en deuda.

“Nos hemos diferenciado porque aplicamos la filosofía de ‘value investing’ a la renta fija”, apunta Valera. El rendimiento de su fondo mixto les avala: 8,4% de rentabilidad media anual en 5 años, con muy baja volatilidad.

“Cuando ganas tamaño casi todo el mundo acaba planteándose tener oficina en Madrid, porque estás más cerca de los inversores institucionales y del regulador”, reconoce Varela. Aunque las tecnologías han permitido a los pequeños inversores estar más cerca de los mercados y de las empresas, las grandes fortunas sigue estando en las grandes capitales.

Normas