El Ibex salva la sesión con la ayuda de Telefónica y Gas Natural

El selectivo se anota un 0,54% en una jornada en la que los principales índices europeos se anotaron caídas

La deuda de EE UU se toma un respiro, pero continúa en el 2,9% tras marcar ayer máximos de 2014

El Ibex salva la sesión con la ayuda de Telefónica y Gas Natural
AP

Los resultados empresariales volvieron a ser las protagonistas en la Bolsa española. En una sesión en la que los principales índices de Europa se decantaron por las pérdidas, el selectivo español consiguió salvar la sesión con un ascenso del 0,54%.

Detrás de esta subida destaca el impulso que registraron las acciones de Telefónica, uno de los pesos pesados de la Bolsa española. La empresa que preside José María Álvarez-Pallete se anotó un 3,8%, la mayor desde junio de 2016. En una sesión en la que la Bolsa española movió 1.666 millones, Telefónica acaparó 237,5 millones. Los inversores recibieron con los brazos abiertos los resultados de la operadora que cerró 2017 con unas ganancias de 3.132 millones en 2017, un 32,3% más que en el ejercicio anterior.

Pero Telefónica no fue la única que desfiló por la pasarela de los resultados. A ella se sumaron Dia (2,9%), la segunda cotizada con mejor desempeño del Ibex, y Neinor (fuera del selectivo), que cedió un 4%, la mayor caída de la compañía desde su debut en Bolsa el año pasado.

IBEX 35 9.493,60 -0,20%
EUROSTOXX 50 3.419,78 0,27%
Petroleo Brent 81,490 0,357%
USD x EUR 0,8495 0,012%

Los resultados comparten la atención con las operaciones corporativas, que sitúan a Repsol y Gas Natural en la diana de los inversores después de que la primera ha vendido el 20% de la segunda al fondo CVC y Alba por 3.800 millones de euros. Gas Natural ha avanzado un 1,5% mientras la petrolera limita la subida al 0,73%. En el lado de los descensos destacaron ACS (-1,33%), CaixaBank (-0,96%) y Acerinox (-0,58%).

Fuera del mundo empresarial los inversores dirigieron la mirada a las actas del BCE. Si ayer fueron las minutas de la última reunión de la Fed las que provocaron un giro en las Bolsas de EE UU ante el repunte de la rentabilidad de la deuda a 10 años (a punto estuvo de rebasar la cota del 3%) después de que los miembros del comité constataran un mayor impacto a corto plazo de la reforma fiscal, hoy ha sido el turno del BCE.

Las minutas de la reunión celebrada el 25 de enero volvieron a poner de relieve las discrepancias que existen entre los miembros de la institución. Mientras algunos son partidarios de acabar cuanto antes con las medidas ultralaxas, otros por el contrario creen que es demasiado precipitado. Finalmente se impuso esta última visión y de acuerdo a lo publicado, aunque se debatió la posibilidad de endurecer el lenguaje, la mayoría de sus miembros creen que es demasiado precipitado. La inflación, aunque si bien es cierto que empieza a remontar, continúa lejos de su objetivo del 2%. No obstante, el organismo advierte que en el corto plazo empezará a preparar al mercado para el fin de los estímulos. El consenso del mercado espera que sea en la cita del 8 de marzo. Asimismo, el BCE reitera que los tipos continuarán en los niveles actuales durante un periodo largo, más allá incluso del fin de las compras de activos.

La rentabilidad de la deuda española sube ligeramente y se sitúa al filo del 1,6%, niveles que no registra desde el 3 de enero, antes de que Fitch elevará el rating de España a A-. Con este ascenso, la deuda española se suma a la tendencia que impera en la renta fija en este comienzo de año y dice adiós a las ganancias que venía registrando. Por su parte, la rentabilidad de la deuda alemana cae ligeramente al 0,7%, arrastrada por el respiro de la estadounidense, que tras marcar ayer máximos de 2014 y situarse al filo del 3% hoy cede hasta el 2,91%. La prima de riesgo española sube a los 87,6 puntos básicos.

El Brent recupera parte del terreno perdido y sube a los 66 dólares después de que conocerse las cifras de los inventaros de crudo en EE UU que la última semana han caído en 1,6 millones de barriles, pese a que los analistas esperaban un aumento en 1,8 millones. Además, las importanciones de crudo en el país marcan mínimos.

Normas