Iberdrola incendia la junta de Gamesa y cuestiona la gestión de Siemens

La eléctrica fuerza la incorporación de dos puntos en el orden del día de la próxima reunión de accionistas

Pretende poner coto a lo que califica como "administración de hecho" de la corporación alemana

siemens gamesa

Aguas revueltas en Siemens Gamesa. Según ha comunicado en un hecho relevante remitido a la CNMV, Iberdrola —propietario de un 8% del capital— ha forzado la inclusión de dos nuevos puntos en el orden día de la próxima junta de accionistas de la empresa, que se celebrará el próximo 23 de marzo. En ellas trata de blindar el peso de los accionistas minoritarios en la empresa y que se mantenga el compromiso de mantener su sede en España.

El punto primero versa sobre el "reforzamiento en del gobierno corporativo de la Sociedad en materia de operaciones vinculadas" para reforzar el peso de los accionistas minoritarios. Alerta de un riesgo de ·administración de hecho" del accionista mayoritario. Desde que el año pasado se cerró la fusión de Gamesa con la alemana Siemens, esta es la propietaria del 59% del capital.

Paralelamente, fuerza a la compañía a asumir nuevos compromisos para mantener en España el domicilio social "efectivo y operativo" de la matriz del grupo. Así como la sede del negocio onshore.

Los problemas en Siemens Gamesa se iniciaron el pasado verano, cuando la compañía alertó por primera vez de que no cumpliría con sus objetivos de beneficio. En octubre, avisó de un segundo profit warning en pocos meses. Después anunció un ERE que afectaba a un 10% de su plantilla a nivel mundial y que, tras negociaciones de los sindicatos, retiró en lo que afectaba a España.

La sucesión de malas noticias provocó que fuese el peor valor del Ibex en 2017 y cayese un 40%. En lo que va de año, trataba de recuperar algo de vuelo en Bolsa. Sube un 10% gracias a la consecución de varios proyectos eólicos.

Normas