Reglas para evitar sobrecostes al pagar la cuota de autónomos

Domiciliar el pago de la cuota es la mejor manera de abonar en tiempo y evitar un recargo de la cuota de hasta el 20%

cuota autonomos

Los autónomos deben hacer frente mensualmente a los costes de su cuota de la Seguridad Social si quieren evitar problemas con la Administración. Esta medida es obligatoria tanto si se es empleado por cuenta propia al uso o se trata de un nuevo emprendedor que se beneficia de la tarifa plana de 50 euros.

En el momento del alta se establecen las condiciones de pago de la cuota de autónomos en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). Se puede hacer a través de las oficinas de la Seguridad Social presentando el Recibo de liquidación de cotizaciones (RLC) o domiciliando el cobro, que es mucho más cómodo y ágil. Esta domiciliación se solicita en las propias oficinas, a través de la web oficial de la Seguridad Social o en tu propia entidad bancaria.

¿Cuál es el sobrecoste al que te enfrentas si te retrasas en los pagos? Hasta el pasado 1 de enero todos los autónomos que se retrasasen tenían que pagar un 20% de recargo al mes siguiente. La entrada en vigor de la nueva Ley de Medidas Urgentes del Autónomo ha rebajado este porcentaje al 10% si el moroso se pone al día en el mes natural siguiente al vencimiento del plazo. Se mantiene en el 20% cuando el pago se realiza en el segundo mes natural.

El recargo se aplica desde el día siguiente a la fecha de vencimiento de la emisión del recibo de autónomos, que el Ministerio de Empleo realiza siempre el último día hábil del mes.

Para evitarlo, la mejor opción es que, en el momento en el que te des de alta como autónomo, lleves preparado un número de cuenta en el que domiciliar el pago. De este modo, evitarás problemas.

Asegúrate de contar con fondos suficientes el último día laboral de cada mes. Es en este momento cuando la Seguridad Social te cargará el valor de tu cuota sobre la cuenta del banco que hayas facilitado. 

Si el pago es rechazado por falta de fondos tendrás que iniciar un proceso de reingreso de tu cuota frente a la Seguridad Social. Un proceso que te hará perder tiempo en las gestiones, y te recargará automáticamente en los porcentajes anteriormente comentados.

Normas