El secreto del despegue del turismo en Colombia

Entre 2010 y 2017, el número de visitantes internacionales que llegó al país se multiplicó por un 600%

Laguna de San Diego, en Colombia.
Laguna de San Diego, en Colombia.

Colombia es hoy un país más seguro, con un plan de desarrollo de infraestructura y servicios ambicioso, que busca poner al día esas zonas del país, que se vieron afectadas por el conflicto. Y el turismo es un motor para consolidar la paz, impulsar la economía y generar desarrollo y oportunidades en esta etapa crucial de la historia de Colombia.

En 2017 llegaron alrededor de seis millones de visitantes internacionales. Una cifra modesta que se ha ido consolidando poco a poco y que significa que entre 2010 y 2017 los visitantes internacionales se multiplicaron en un 600%. Sin embargo, para los colombianos es el premio a un esfuerzo como sociedad por superar nuestras dificultades y contarnos más y mejor a nivel internacional.

El turismo musical es una tradición en Colombia, sustentada por las más de 300 ferias y fiestas que se celebran a lo largo del año, con la música como protagonista. En la era del viajero, la paz nos permite abrir los caminos de la música. Colombia, tierra de la Sabrosura, es la nueva campaña que compartimos con el mundo durante FITUR 2018. Es una invitación a vivir la cultura de Colombia, su música, sus fiestas, a conocer, interpretar o a bailar los más de mil ritmos que retratan la diversidad y disfrutar de la creciente oferta de escenarios para las músicas del mundo que se está consolidando en ciudades como Bogotá, Cali, Cartagena de Indias o Medellín. Colombia es una historia de diversidad, resistencia y convivencia cultural armoniosa, que queremos cantarle al mundo.

Un país tan diverso es un privilegio, pero también plantea el desafío de extraer su esencia para explicarlo al mundo, en términos de turismo. Sabrosura podría definirse como amabilidad con cadencia.

Y la campaña que les presentamos, canta la sabrosura al mundo con sus diversos ritmos. Para diseñarla, estudiamos mucho el perfil del viajero moderno, que busca experiencias exclusivas y, cada vez más, vivir a fondo los destinos, conocer la cultura y la gente. Hicimos encuestas a viajeros de todo el mundo que visitaron Colombia. En las respuestas encontramos los mejores recuerdos de las playas en el Pacífico y en el Caribe, del Paisaje Cultural Cafetero, del verde intenso del Amazonas o el horizonte inalcanzable del desierto de la Tatacoa en el Huila. Pero lo cierto es que, donde la aguja marca siempre más alto, es en la calidez de la gente, en la hospitalidad, en la alegría y el gusto por reunirse, por compartir, por celebrar.

Sin duda, la firma de la paz ha abierto una ventana al mundo que nos ha permitido mostrar Colombia en todo su esplendor y en 2017 esto se vio reflejado en un aumento de más del 20% en la llegada de extranjeros al país frente a datos de 2016. En ese contexto, en 2017 España se posicionó como el octavo país emisor de viajeros a Colombia con 100.810 turistas.

Según la Organización Mundial del Turismo, en 2017 hubo 1.322 millones de viajeros en el mundo, lo que supone un 7% más en el año anterior. El turismo es antes que nada una experiencia humana y Colombia tiene esa gran fortaleza de ser un pueblo hospitalario, amable, alegre, que pone el corazón en las cosas que hace y que expresa sus emociones. Hoy presentamos un país reconocido por su transformación social, destacado por la gran mayoría de las guías turísticas en el mundo como destino por descubrir, y que es visitado cada vez más por viajeros extranjeros. Es un destino rico en cultura y naturaleza, con dos océanos, el amazonas, páramos, desiertos y llanuras. Colombia es el segundo país más biodiverso del planeta y el primero con el mayor número de especies de aves.

El fin de un conflicto que duró más de medio siglo puso a Colombia en los ojos del mundo. Más que eso, descubrió nuevos territorios y le dio un nuevo impulso al turismo, industria que ya es la segunda generadora de divisas solo superada por el petróleo, y que se convirtió en un motor de desarrollo e instrumento de paz para las poblaciones. Tenemos un país donde la música no solo se escucha, sino que se vive en todos sus rincones. Por eso pasamos de contarle a cantarle al mundo las razones por las cuales vale la pena visitar Colombia en plena dinámica transformación.

Felipe Jaramillo es Presidente de ProColombia

 

Normas