Goirigolzarri: "Habrá una oportunidad clara" de sacar a Bolsa un paquete de Bankia en febrero

No descarta que pueda realizarse antes de que finalice 2017

La acción ha vuelto a niveles de agosto

bankia
El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri. EFE

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, cree que en febrero "habrá una oportunidad clara" para que el Estado saque a Bolsa otro paquete de Bankia, coincidiendo con la presentación de un nuevo plan estratégico de la entidad nacionalizada.

Así lo asegura en una entrevista realizada por El Periódico, donde tampoco descarta que la colocación pueda realizarse antes de que concluya 2017. "Está todo preparado. Este año ha habido alguna ventana que por distintas circunstancias no se aprovechó. Todavía quedará alguna este año, aunque muy estrecha. Más probablemente en febrero que en enero presentaremos un plan estratégico y habrá una oportunidad clara".

El estallido de la crisis independentista en Cataluña ha retrasado la colocación de parte del paquete de Bankia en manos del Estado, quien a través del FROB controla un 67% del capital, después de que el propio ministro de Economía, Luis de Guindos, anunciara que se preveía la colocación de entre un 7% y un 9% entre inversores institucionales.

La acción de Bankia se sitúa en niveles de agosto. El viernes cerró en los 4,15 euros por acción tras anotarse una subida del 2,67%. La entidad se deja un 20,25% en Bolsa desde los 4,624 euros por acción que tocó en mayo, lo que no le impide sumar un 6,85% en lo que va de año. Sin embargo, el valor ya no cuenta con potencial de revalorización para el consenso del mercado, que fija su precio objetivo en 3,14 euros y recomienda mantener.

BANKIA 3,08 -0,55%

Goirigolzarri apunta en la entrevista que si se procede a realizar una colocación en los próximos meses de parte del capital de la entidad en manos del Frob "se lanza el mensaje de que el Gobierno tiene la intención de cumplir el mandato de privatizar Bankia antes de finales del 2019. Y se hace más atractivo el título al darle mayor liquidez", ya que "los grandes fondos tienen ahora dificultades para invertir en el banco sin afectar al valor porque la liquidez es escueta".

El ejecutivo ha reconocido recientemente presiones sobre la cotización de la acción por el retraso de la privatización. Una circunstancia que está repercutiendo en un incremento de las posiciones bajistas sobre el valor. Así, según los últimos registros de la CNMV, las apuestas contra Bankia suponen el 4,49% del capital, máximos históricos.

El presidente de la entidad aclara además que “la privatización es el único elemento que falta para normalizar el proyecto” y reconoce que es difícil saber si el Gobierno apurará a retrasar la venta a 2019, cuando finaliza el plazo establecido por Bruselas.

Sobre el rescate de la entidad, Goirigolzarri defiende que "no se puede decir que las cosas son buenas o malas sin ver la alternativa y cualquier alternativa hubiera sido peor. No se salvó a los banqueros, sino a más de seis millones de depositantes, que por ley tenían garantizados más de 60.000 millones de euros". "La cuestión es quién hubiera puesto ese dinero", sentencia.

Normas