REE atribuye a los reguladores el fallo que hizo disparar la luz

El operador del sistema dice que el procedimiento es el que marcan Energía y la CNMC

La CNMC ha reclamado el cambio de una fórmula aprobada en 2013

precio de la luz
José Folgado, presidente de REE.

El operador del sistema eléctrico (REE) ha rechazado hoy que la causa que hizo que se disparase el precio de la luz en la tarde-noche del lunes, hasta marcar un récord anual, fuese “un fallo informático”, según un comunicado remitido por la compañía, en respuesta a la información que ha adelantado CincoDías.

 Según varias fuentes, la aplicación del algoritmo de asignación del mercado de ajuste de REE denominado de Reserva de Potencia Adicional a Subir, dio como resultado un precio elevadísimo en cuatro horas punta del lunes (de las 19 a 22), lo que ha puesto en cuestión una metodología que no se revisa desde 2013, pese a las alertas de la CNMC, la última, el pasado diciembre.

El resultado fue un precio de 250 euros MWh en esas horas y una media de 182,54 euros MWh en el día. Una abrupta subida, que afecta a los domésticos acogidos al Precio de Venta al Pequeño Consumidor (PVPC), que pagarán un sobrecoste superior a los cuatro millones.

Un portavoz de la compañía que preside José Folgado asegura que dicha revisión corresponde a los reguladores, el Ministerio de Energía y la CNMC, y que “no se produjo ningún fallo”, sino que “el algoritmo dio el resultado que dio”. Otras fuentes subrayan que estos procedimientos son propuestas que elabora REE y que validan la CNMC y el ministerio. 

En este sentido, REE señala que “el algoritmo de asignación de dicho servicio de ajuste funcionó exactamente como se especifica en el Procedimiento de Operación 3.9 Contratación y Gestión de Reserva de Potencia Adicional a Subir, publicado en el BOE el 9 de agosto de 2013”. Y de momento -añade-, el operador “no va a tomar ninguna iniciativa”.

Más allá de la naturaleza del fallo, lo cierto es que desde que se aprobó dicho procedimiento no se ha modificado. Un año después de su implantación se produjo un repunte muy superior al del lunes, lo que derivó en la apertura de un expediente por parte de la CNMC, que recomendó modificar la fórmula.

Los mercados diario e intradiario en los que se casan la oferta y demanda de energía prevista de un día para otro tienen un precio límite de 180 euros MWh. No ocurre así con los servicios de ajuste (o mercadillos) de REE para atender la demanda real, donde no hay tope de precio, algo que ha pedido el operador. El de potencia a subir o reserva rodante se creó en 2013 con la intención de contratar reserva puntualmente y evitar pagar más de lo necesario. De hecho, “un 90% del tiempo contrata a cero”.

Lo que ocurrió el lunes fue “un hecho desgraciado”, según fuentes empresariales. Cuando el operador intentó contratar en este mercado potencia adicional, muchas de las centrales estaban paradas o en mínimo técnico, por lo que pusieron como condición funcionar al menos cinco horas (las que le permiten recuperar el coste de arranque). El algoritmo expulsó estas ofertas llamadas complejas (unos 4.000 MW) hasta que dio con una oferta disuasoria: la del ciclo combinado de Bahía de Bizcaia Gas, que ofrecía dos horas a 250 euros MWh (precio que rigió para el resto) y que podría haber sido muy superior, pues iba de farol.

REE niega en su comunicado que demandara hasta 5.000 MW "como consecuencia del algoritmo”. Según su página web, la potencia requerida fue de 5.000 MW, mientras que la asignada fue de unos 4.000 MW,

Un algoritmo "beneficioso"

La compañía subraya que los procedimientos de operación “son instrumentos extraordinariamente complejos y de consecuencias importantes para la gestión del sistema”, que están “sometidos a una revisión y mejora continua por parte del regulador y el operador del sistema”.

El polémico algoritmo, ha sido muy beneficioso en los últimos años, según REE, pues ha permitido una reducción del 76% del coste de este servicio de ajuste entre 2013 y 2017: de 111 millones a 27 millones, con un ahorro de 84 millones este año.

Nadal espera que la investigación aclare la subida de la luz

El ministro de Energía, Álvaro Nadal, ha explicado hoy que habrá que esperar los resultados de la investigación de la CNMC para conocer las causas de los altos precios de la electricidad registrados el lunes, informa Efe..

En declaraciones a la prensa tras clausurar en León la undécima edición del Encuentro Internacional de Seguridad de la Información (Enise), Nadal ha precisado que si ha habido un fallo informático, tal y como han publicado hoy algunos medios, la CNMC "hace bien en investigarlo".

No obstante, ha añadido que "de lo que se está hablando es de que en una hora determinada de anteayer se pagó muy caro un servicio que existe para que no haya problemas de suministro". Y añadió que "dicho servicio consiste en que siempre se tienen unas cuantas centrales calientes por si en un momento determinado hay un accidente de ultima hora que impide que las que tenían que producir produzcan y se da una caída de tensión", ha explicado.

En su opinión, "esto se paga a un precio que en un recibo medio de electricidad supone según las épocas entre uno y dos euros al mes"."Lo que ocurrió fue un precio anormalmente caro durante unas horas de este servicio, que en repercusión mensual en el recibo es de unos dos céntimos", ha recordado el ministro.

Según Nadal, no es algo "dramático" para el bolsillo de los consumidores, pero "es algo tan anómalo que es bueno que se analice y se investigue". En este sentido, subrayó que "habrá que esperar al resultado de la investigación para saber lo que ha pasado, si ha sido un fallo informático, un problema de casación de mercado o un tema de escasez de oferta en un momento determinado".

El ministro ha señalado que en función de los resultados se podrá ver si es necesario modificar este servicio, que es "muy técnico y muy concreto" y evitar que una central falle

Normas