digitalización pymes

UGT denuncia la pobre digitalización de la pyme española

El número de trabajadores especializados en TIC ha descendido un 4,5% en los dos últimos años

España no avanza en la implantación de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) en las pymes. Especialmente en las microempresas. Es decir, aquellas que no superan los cinco trabajadores. Así lo ha denunciado el sindicato Unión General de Trabajadores (UGT), quienes advierten que nuestro país sigue a la cola en la digitalización.

Como prueba de ello dan dos datos relevantes: en estos momentos únicamente el 14% de las empresas con menos de 10 empleados cuentan con un plan de digitalización concreto. Para más INRI, denuncian que en los dos últimos años, el porcentaje de trabajadores especializados en TIC se ha reducido un 4,5%, pasando del 26,5% del total en 2015, al 22% en durante el presente año. Se trata de una tendencia totalmente opuesta a la que se da en otros entornos de la Unión Europea. En el caso de las microempresas, el porcentaje que cuenta con este perfil de trabajador apenas supera el 3%.

Desde el sindicato alertan que cada vez “hay menos oportunidades” para conseguir que España “se sume al pelotón de líderes de la revolución digital y para que tanto trabajadores como ciudadanos se beneficien de sus progresos”.

Para los representantes del sindicato uno de los orígenes de este problema reside en que los empresarios consideran que la digitalización consiste “únicamente en adquirir un ordenador o la contratación de un servicio de Internet”. Además de esto, advierten que la mayoría de los gerentes de las pymes no tienen la implantación de nuevas tecnologías y la formación TIC entre sus cinco principales prioridades.

Como denuncian, para avanzar en la digitalización, implementando estrategias como el comercio online, la presencia de negocios en redes sociales y otros aspectos, hay que poner “estos recursos a disposición de los trabajadores”.

Reclaman más formación

Consideran muy “urgente”, a la par que “necesario” que las empresas “se conciencien” y empiecen a impartir formación en materia de nuevas tecnologías a todos y cada uno de sus empleados. Realizan esta crítica porque advierten que, a día de hoy, únicamente el 4% de las pymes en marcha realiza cursos en materia de formación de nuevas tecnologías entre sus empleados, y eso que hace años que nos encontramos en pleno siglo XXI. El panorama nacional en el ámbito de las compañías con más de 50 trabajadores tampoco es muy halagüeño, apenas roza el 23,4%, exponen.

Normas
Entra en EL PAÍS