Facebook
Mark Zuckerberg, fundador de Facebook.

Facebook quiere democratizar la realidad virtual y lanza Oculus Go por 199 dólares

Aspira a conseguir que 1.000 millones de personas utilicen esta tecnología

El nuevo dispositivo es independiente, no requiere ni ordenador ni 'smartphone'

Facebook ha vuelto a dejar claro este miércoles su ambición en el terreno de la realidad virtual. La compañía de Mark Zuckerberg aseguró que quiere que 1.000 millones de personas utilicen esta tecnología, aunque no precisó en qué plazo. Con este objetivo, la red social ha presentado en un evento en EE UU su nuevo casco Oculus Go, totalmente independiente, pues no necesita para funcionar conectarse a un ordenador ni introducir en el un smartphone, como sí ocurre con los cascos de otros fabricantes y con el Oculus Rift, el buque insignia de la compañía. Este avance evita los molestos cables. También, a diferencia de Rift, tendrá un solo mando para controlar las acciones de las experiencias virtuales en lugar de dos.

El dispositivo saldrá a la venta en el primer cuatrimestre de 2018 y costará 199 dólares, menos de la mitad de los 499 dólares que costaba hasta ahora Oculus Rift, pues la compañía lo ha reducido hasta los 399 dólares. Se trata del tercer recorte de precio que la compañía aplica al equipo desde que se lanzó.

Hugo Barra, responsable de Hardware de Facebook, aseguró que Oculus Go "es la realidad virtual más accesible". El directivo destacó durante la conferencia de desarrolladores de Oculus Connect el potencial de esta tecnología para cambiar nuestras vidas, desde la medicina al entretenimiento, pasando por la oportunidad que brinda para llevar a cabo reuniones en salas virtuales. El kit para desarrolladores estará disponible para el próximo noviembre.

El nuevo casco lleva una pantalla LCD con resolución de 2560x1440 píxeles y dos pequeños altavoces en la correa que sustituirán a los auriculares. El dispositivo reproducirá algunos títulos de la biblioteca del Samsung Gear VR, ya que Facebook es aliada del fabricante surcoreano en este negocio. 

Facebook espera con Oculus Go captar la atención de los usuarios hacia la realidad virtual, una tecnología que no acaba de despegar. La compañía, al igual que sus rivales en este negocio (HTC, Microsoft o Sony, entre otros), no ha logrado popularizarla, pese a sus esfuerzos. Según diferentes fuentes, la red social habría vendido en torno a un millón de Oculus hasta la fecha, y ello pese a la bajada repetida de precios.  

Aunque las Oculus Go ha sido el principal protagonista de este anuncio, la multinacional estadounidense ha desvelado también sus planes para llevar la realidad virtual a las oficinas, gracias al paquete Oculus for Business, que incluye un casco Oculus Rift, un par de mandos, tres sensores espaciales y tres interface faciales.

"Estamos legítimamente entusiasmados con el futuro y estamos comprometidos a hacerlo realidad", insistió Barra, convencido de que más personas utilizarán la realidad virtual con un dispositivo como el Oculus Go, que ha sido diseñado para ser más cómodo de utilizar, con correas elásticas para sostener el dispositivo en la cabeza y un tejido más transpirable. Facebook también desveló durante el evento que ha registrado 100 millones de descargas de aplicaciones para sus cascos de realidad virtual, y señaló que está trabajando en una versión menos voluminosa.

Caída de Facebook e Instagram

Por otro lado, este miércoles por la tarde tanto Facebook como Instagram han sufrido problemas de conexión y muchos usuarios no podían acceder a sus plataformas sociales. La caída de Facebook ha sido generalizada, como han corroborado Down Detector Outrage Report, dos webs especializadas en analizar los problemas de conexión de grandes servicios online. La incidencia habría tenido especial impacto en países como EE UU y Reino Unido. En España, su efecto ha sido mucho menor.

Normas
Entra en EL PAÍS