El beneficio del Ibex sigue aumentando: qué empresas tirarán más este año

Los expertos prevén un crecimiento hasta fin de año del 20%

La banca se recupera de los tipos cero, las constructoras ganan un 30% menos

Balance de resultados de las empresas del Ibex pulsa en la foto

Con una economía creciendo a tasas del 3,1%, los resultados de las empresas retoman la corriente alcista.Al menos eso es lo que reflejaron las cuentas de las cotizadas del Ibex 35 en la primera mitad del año.Continuando con la tendencia de los tres primeros meses de 2017 –periodo durante el cual el beneficio de las integrantes del selectivo español aumentó un 67%– a cierre de 30 de junio el resultado neto de las grandes firmas aumentó un 10%, hasta los 28.700 millones de euros. Este dato contrasta con el del mismo periodo del año anterior, momento en el que la mala evolución del sector bancario provocó una caída del 12% del beneficio del Ibex. La erosión de los márgenes de intereses fruto de la caída de los tipos de interés justificaron aquel comportamiento.A ello se sumó el impacto negativo de la devaluación de las divisas en América Latina.

Pero 12 meses después, el escenario ha dado un profundo giro y según las previsiones de los analistas de Factset proporcionado por LinkSecurities, a cierre del ejercicio el resultado de las integrantes del Ibex alcanzará los 44.200 millones, un 20% más que en 2016, con el impulso decisivo de los bancos. Esto supone dejar atrás los momentos más duros de la crisis y retornar a tasas de 2009 (42.00 millones). Ese año la recesión ya había hecho acto de presencia, pero no sería hasta 2011 y 2012 cuando la crisis de deuda y las provisiones al ladrillo lastraron las cuentas de las cotizadas españolas. Lejos quedan los máximos registrados en 2007 cuando el beneficio del Ibex alcanzaba los 54.900 millones de euros.

Los resultados se convierten ahora en el soporte para las subidas en Bolsa, que ha venido apostado en los últimos meses por el impacto positivo de la recuperación económica sobre los beneficios empresariales. Las grandes compañías españolas ya dejaron atrás el período más duro de ajuste de la crisis, que obligó a buscar ganancias en el negocio fuera de España, a potenciar el ahorro de costes y a un profundo desapalancamiento.Pero ya no es suficiente con aprobar el examen, sino que los analistas esperan algo más. Y ese plus viene de las revisiones al alza de los resultados, algo que empezó a verse el trimestre pasado, poniendo fin a seis años consecutivos de recorte de las estimaciones. El primer semestre deja además las primeras revisiones al alza, como la realizada por Telefónica, que prevé un incremento de ingresos este año del 1,5%. Y esa mejora de perspectivas ha tenido su reflejo inmediato en el alza de la cotización de la operadora, prueba de qué esperan ahora los inversores de los resultados empresariales.

Evolución del beneficio neto de las empresas del Ibex ampliar foto

De las 31 empresas que han presentado sus cuentas (Inmobiliaria Colonial las publicarán el 31 de julio mientras Inditex y Merlin harán lo propio en septiembre), 22 han incrementado beneficio mientras nueve lo han bajado. De este cómputo se excluye a Gamesa, que aunque elevó su beneficio tras fusión con Siemens no se ha incluido en el cálculo porque las cuentas divulgadas el pasado 26 de julio correspondían al tercer trimestre del presente ejercicio.

La banca, que aprovechó el último trimestre de 2016 para hacer limpieza de balance, recoge ahora sus frutos.En conjunto las seis entidades presentes en el selectivo español ganaron un 19% más en la primera mitad del año.Pero este alza no fue homogénea. Los mayores incrementos corrieron a cargo de los dos colosos del sistema financiero español.BBVA subió un 25,8% su resultado mientras en Santander el alza fue del 24,2%. Las cuentas de este año han estado apoyados en los ingresos generados vía comisiones y, sobre todo, por la vuelta al negocio tradicional.El grifo del crédito vuelve a abrirse mientras el coste del pasivo continúa cayendo debido a los bajos tipos de interés. Con la vista puesta en el cierre de 2017, los expertos confían en que el sector bancario dispare su beneficio un 23,7%, hasta los 15.022 millones.

El sector industrial consigue recuperarse, pero la mejora de sus cuentas no son suficientes para impulsar las cotizaciones. Prueba de ello es Acerinox, que aunque este año ha registrado su mejor resultado semestral en un década, multiplicando por 17 su beneficio, no es capaz de decir adiós a las caídas enBolsa.En lo que va de año retrocede un 7,6% y es la tercera cotizada delIbex que peor comportamiento registra. Por su parte,ArcelorMittal gana un 233% más (2.446 millones de euros), pero el elevado precio de las importaciones le impiden sacar partido del incremento de la demanda en los mercados clave.Si se suma a Viscofan que aumentó un 10,5% su resultado, el beneficio de las empresas industriales creció un 232% y podría cerrar el año con un repunte del 53,7%.

La principal amenaza está ahora en la caída de los precios de las materias primas. la esperanza está puesta en cambio en las medidas antidumping que acaba de aprobar la Comisión para hacer frente a las importaciones de productos chinos.

El beneficio de las empresas energéticas también se situó por encima de la media del Ibex. En concreto, las cinco compañías del sector presentes en el selectivo incrementaron el resultado un 11,5%, hasta los 3.900 millones de euros. Aquí ha tenido un claro efecto impulsor que Repsol lograse mejorar en un 60%, gracias al impacto del plan de eficiencia lanzado por la compañía frente a los bajos precios del crudo. En la posición opuesta se encuentra Endesa, que terminó el semestre con un recorte del 17% en el resultado, lastrada por los altos precios energéticos.

La segunda mitad del año se presenta algo menos optimista para este sector. Según las previsiones, las cinco compañías obtendrán al cierre del ejercicio un resultado neto de algo menos de 7.400 millones. El incremento sería del 6,9%. Repsol, con una mejora del 18% y Enagás, del 13%, se presentan como las empresas con una mejor proyección de cara al 31 de diciembre.

También por encima de la media del selectivo en generación de beneficios se encuentran las empresas más ligadas al consumo (Dia, IAG, Telefónica, Meliá y Amadeus). Estas compañías elevan su beneficio un 23%, hasta los 2.866 millones. Las más destacadas son la compañía de telecomunicaciones y la hotelera, que mejoran sus cuentas un 36% y un 33%, respectivamente. En la cara opuesta está Dia, quien ve su negocio lastrado en el primer semestre por el proceso de reconversión de su red de tiendas y los cierres de algunos establecimientos. El grupo de distribución recortó el beneficio un 9,7%. Para el cierre del ejercicio, las previsiones apuntan a un crecimiento aún mayo para estas compañías, que podrían mejorar sus cuentas un 29%.

La cara más negativa de este primer semestre la dan las empresas de infraestructuras. Terminan el periodo con un descenso del 30% en el beneficio, hasta los 1.170 millones. Si bien, ha sido un semestre de contrastes. Mientras Ferrovial y ACS han mejorado el resultado un 40% y un 7%, no ha sido suficiente para compensar el desplome del 86% en Acciona y del 18% en Abertis.

Normas