De izqierda a derecha, Saleh Al Mansoori, director de inversiones integradas de Mubadala, Musabbeh Al Kaabi, consejero de Cepsa y CEO de petróleo y química, Pedro Miró, CEO de Cepsa, Mustapha Guitoni, Ministro argelino de Energía, Álvaro Nadal, Ministro español de Energía y Abdelmoumen Ould Kaddour, Presidente y Director General de Sonatrach.
De izqierda a derecha, Saleh Al Mansoori, director de inversiones integradas de Mubadala, Musabbeh Al Kaabi, consejero de Cepsa y CEO de petróleo y química, Pedro Miró, CEO de Cepsa, Mustapha Guitoni, Ministro argelino de Energía, Álvaro Nadal, Ministro español de Energía y Abdelmoumen Ould Kaddour, Presidente y Director General de Sonatrach.

Argelia busca vías de inversión entre Sonatrach y Cepsa

Nadal y el titular de Energía argelino proponen estrechar la colaboración energética

La petrolera española inicia una nueva etapa en el país magrebí con la renovación de contratos millonarios

El ministro de Energía, Alvaro Nadal, ha subrayado esta tarde en Argel las "formidables relaciones" entre Cepsa y Sonatrach, que son fundamentales "para definir la Carta de la Energía". En un acto de celebración del 30 aniversario de la presencia de la petrolera española en Argelia, como informó ayer CincoDias, en la que también ha participado su homólogo argelino, Moustapha Gitouni, Nadal, ha destacado también el papel de Sonatrach en el sector de la energía, "una empresa muy importante también en España".

Nadal ha devuelto así la visita que realizó a España hace tres semanas el anterior titular de Energía argelino, Noureddine Boutarfa, que ha sido nombrado hace unos días máximo responsable del grupo estatal Sonalgas.

Por su parte, Gitouni apeló a la "calidad de las relaciones" y apuntó a "nuevas inversiones en el futuro entre ambas empresas" y a "las perspectivas de colaboración", especialmente tecnológica. El ministro argelino calificó a Cepsa como un "socio seguro y fiable", que permite garantizar el suministro de energía en las mejores condiciones. Las relaciones entre ambas son todo un "un símbolo".

Cepsa está celebrando estos días el 30 aniversario de su presencia en Argelia, país en el que ha iniciado una nueva etapa con la renovación del más antiguo de sus proyectos de exploración y producción en el país magrebí, el RKF, así como el más relevante de todos, el de Ourhoud, en la cuenca sahariana de Berkina, en el que tiene un 40% frente al 60% del grupo estatal argelino. Ambos proyectos se han ampliado tras el pacto alcanzado entre Cepsa y Sonatrach: el primero, por 25 años y el segundo hasta 2029 (la licencia termina en 2019, pero ya hay un acuerdo de prórroga). Cepsa, que cuenta en Argelia con una plantilla de 1.400 personas, explota con distintos socios otros tres proyectos petrolíferos: BMS (un 45%), con Sonatrach y Petronas; Rhourder er Rouni (49%), con Sonatrach y el de Timimoun (un 11%), que comparte también con la argelina y Total.

La petrolera española, propiedad de los fondos soberanos de Abu Dabi, IPIC y Mubadala, recién fusionados, comenzó la producción comercial de Ourhoud en 2002. En este campo, que cuenta con una producción de 40 millones de barriles al año (un 40% de Cepsa) los socios han invertido un total de 4.000 millones de dólares. Por su parte, en Argelia, país que supone casi un 70% del área de upstream de la petrolera que dirige Pedro Miró, esta ha invertido en estos 30 años casi 5.000 millones de dólares.

Por su parte, ha acumulado desde 2002 un volumen producción de 983 millones de barriles en Ourhoud, equivalente al consumo de carburantes en España en dos años. En este campo estrella del desierto del Sahara cuenta con unas reservas de 2.255 millones de barriles, de las cuales, 1.416 millones se consideran en estas momentos recuperables en 2047.

Cepsa, no obstante, prevé aumentar la producción recuperable hasta 1.416 millones de barriles gracias a un nuevo proyecto de gas de aporte (pozos WAG), que permitirá optimizar la producción.

Cada día, Cepsa produce en el mundo 100.000 barriles en sus distintos proyectos en España, América del Sur, Oriente Medio y Sudeste de Asia.

La compañía española es, asimismo, socio de Sonatrach en el gasoducto de Medgaz, que une Argelia con España, por Almería. Un tubo con una capacidad de transporte de entre 8 y 10 bcm (mil millones de metros cúbicos) de gas, en el que la estatal argelina tiene un 43%, Cepsa, un 42% y Gas Natural Fenosa un 15%.

Normas
Entra en EL PAÍS