Aviva inicia su salida de España al vender el negocio de vida a Santalucía

La operación supone un desembolso de 446 millones de euros; BNP Paribas ha sido el asesor de Santalucía

Incluye las filiales de seguros que compartía con Unicaja

aviva seguros
Ignacio Izquierdo, presidente de Aviva España.

La aseguradora británica Aviva inicia su retirada definitiva de España. La entidad ha anunciado hoy un acuerdo por el que vende a Santalucía el negocio de vida y pensiones de su filial en España, así como sus alianzas en seguros de vida y planes de pensiones con Unicaja Bancoy su filial EspañaDuero. Santalucía, que ha contado como ha contado con BNP Paribas como asesor principal de la operación, pagará por 446 millones de euros. 

El acuerdo incluye la venta a Santalucía de Aviva Vida y Pensiones, su gestora de fondos Aviva Gestión y su participación en Aviva Servicios Compartidos, así como su participación del 50% en las aseguradoras Unicorp Vida (sin incluir su participación en Caja Granada Vida) y Caja España Vida,cuyos 50% restantes siguen correspondiendo a Unicaja Banco y a EspañaDuero, respectivamente.

Esta es una más de las ventas y resoluciones de acuerdos que ha protagonizado Aviva tras la reestructuración del sector bancario español. Primero deshizo su relación contractual con Bancaja, tras integrarse en Bankia. Aviva cobró 608 millones de euros. Después resolvió el acuerdo que mantenía con las cajas de ahorros gallegas (NovacaixaGalicia, luego Abanca).

Tras la pérdida de capacidad de distribución, la matriz británcia había encargado a Deutsche Bank que encargara una revisión de las posibilidades del negocio restante en España. Finalmente se han decantado por vender la mayor parte del negocio. 

El acuerdo excluye una pequeña parte del negocio: la alianzas de Aviva con BMN y con Grupo Pelayo.  En el caso de BMN, la entidad, controlada por el Estado a través del FROB está en pleno proceso fusión con Bankia. Si la operación llega a buen puerto, lo normal sería que Bankia rompiera el acuerdo con Aviva y fuera Mapfre (la aseguradora de cabecera de Bankia) quien se quedara con el negocio.

Por parte de Unicaja, la operación con Santalucía excluye Unión Duero Vida y Pensiones, propiedad de EspañaDuero (filial de Unicaja) y de Mapfre. Unicaja ha intentado recomprar a Mapfre esta participación, pero no se han puesto de acuerdo en el precio.

Una vez que se consuma la salida de Aviva de BMN, a penas le quedará el negocio residual con Pelayo.

La incertidumbre sobre el futuro del grupo ha provocado que en los últimos meses, todo el equipo directivo de Aviva Gestión haya decidido dejar la firma. De los 10 responsables de gestionar activos, 7 abandonaron la entidad, incluido su consejero delegado, José Caturla.

Aviva registró el año pasado un beneficio operativo en España de €130 millones. Con un volumen total de negocio de 1.141 millones de euros.
 

Santalucía entra en el top 10

"Con esta operación, Santalucía se convierte en el noveno grupo asegurador a nivel nacional, con un volumen de negocio y una cartera de servicios equilibrados y diversificados”, explica en un comunicado Andrés Romero, director general de la compañía.

El cierre de esta operación queda sujeto a la aprobación por parte de los reguladores: la Dirección
General de Seguros y Fondos de Pensiones (DGSFP), la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), y la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

 


Normas