Automoción

PSA suspende empleo en Madrid para atraer un nuevo modelo

La empresa invertirá 144 millones de euros en tres años para instalar una nueva plataforma de producción

La planta suprimirá un turno de trabajo, lo que afecta a 471 empleados, hasta 2020

El paro sube.

La planta de PSA en Villaverde tiene más cerca asegurar su continuidad y viabilidad durante la próxima década. La instalación, señalada por todos como la más débil del grupo francés (y mucho más tras la fusión con Opel), se adjudicará un nuevo modelo a partir de 2021. Este vehículo será “de segmento pequeño o mediano y con potencial de volumen de ventas”, como podrían ser un Peugeot 308 o un Citroën C4.

El proyecto, denominado SmartMAD2021, supondrá la inversión de 144 millones de euros en tres años en la preparación y adecuación de la planta a este nuevo modelo. Esta adjudicación permite la instalación en la factoría de la plataforma CMP de producción de vehículos, una línea modular, que permite fabricar modelos de distintos tamaños y acabados. Esta plataforma incluye una versión 100% eléctrica, “que introducirá esta tecnología en Madrid por primera vez”, señalan desde la empresa.

Para José Antonio León Capital, Director de Relaciones Institucionales y Comunicación del Grupo PSA para España y Portugal, “el nuevo proyecto SmartMAD2021 es un ambicioso plan de inversiones que permitirá la transformación y modernización del Centro de Madrid para llevarlo al más alto nivel dentro del Grupo PSA”. Además, “este plan asegurará el futuro del centro, con un nuevo modelo de gran volumen de ventas. Además, la introducción de la plataforma CMP de última generación, incluida su versión 100% eléctrica, garantizará la modularidad en las siluetas y por tanto la necesaria flexibilidad del centro para adaptarse a las necesidades del mercado y de las nuevas tecnologías”, afirmó el directivo.

Sin embargo, la adjudicación trae consigo un ajuste en la plantilla durante, al menos, los tres años que duren los trabajos de remodelación de la factoría. La empresa plantea reducir de dos turnos de producción a uno, para “adecuarlo a la demanda del Citroën C4 Cactus”, que lanzará este año un rediseño. La empresa planteó hoy al comité de empresa la firma de un nuevo Expediente Temporal de Regulación de Empleo, continuación del actualmente vigente. Afectará a unos 471 empleados, de los más de 1.100 que trabajan en Villaverde. “La firma de este nuevo acuerdo se gestionará con absoluta responsabilidad gracias a la calidad del diálogo social existente en el seno de la planta de Madrid que ya ha demostrado, en los últimos años, su capacidad de adaptación a un entorno económico complicado”, afirmaron desde la compañía.

La fábrica de PSA en Madrid fabrica en la actualidad, en exclusiva, el Citroën C4 Cactus, que este año se renovará, pero más allá de éste vehículo no cuenta con un proyecto a futuro. El centro fabricó más de 81.000 unidades de este vehículo en 2016 (-7%) y la previsión para este año contempla una nueva reducción, debido a la menor demanda del modelo.

Fuentes de la empresa explicaron que el nuevo modelo “tiene capacidad para devolver a la instalación a volúmenes de fabricación previos a la crisis”. Villaverde estaba ensamblando 125.313 unidades en 2010 y, en solo tres años, redujo su volumen en un 56%. En 2013, sacó al mercado 54.818 unidades. La adjudicación del Citroën C4 Cactus en exclusiva para el mundo permitió repuntar los ensamblajes hasta los 87.313 vehículos en 2015 pero en 2016, se quedó en 81.185 vehículos.

Normas