Banca nacionalizada

Los accionistas minoritarios de BMN se unen para pedir voz en la fusión con Bankia

Fundación Pinnae, de la antigua caja Penedés, y otros accionistas suman el 4,73% del capital de la entidad

Crean una plataforma que aspira a aunar al 5% del accionariado

Los presidentes de Bankia y BMN, José Ignacio Goirigolzarri y Carlos Egea.
Los presidentes de Bankia y BMN, José Ignacio Goirigolzarri y Carlos Egea.

Los accionistas minoritarios de la nacionalizada BMN han decidido agruparse para tratar de lograr voz en el proceso de fusión de la entidad con Bankia, que el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancario (FROB) decidió impulsar ante la baja puja recibida por la firma.

La plataforma creada está encabezada por la Fundación Pinnae, que administra el fondo de la obra social de la antigua Caja de Ahorros del Penedés, inicialmente integrada en BMN (junto a Caja Murcia, Caja Granada y Sa Nostra) pero cuyo negocio bancario pasó a Sabadell.

Pinnae es actualmente el quinto accionista de la entidad tras el FROB y el resto de cajas que integraron BMN. La Plataforma en Defensa de los Accionistas Minoritarios de BMN, que así se llama, aúna a más de 50 accionistas de la entidad y suma el 4,73% del capital de la firma.

La aspiración de este grupo de accionistas es sumar a otros minoritarios para alcanzar una representación equivalente al 5% del capital de BMN y poder defender sus intereses en el proceso de negociación de fusión con Bankia.

“Queremos colaborar con BMN en su proceso de fusión con Bankia”, explica en un comunicado Martí Solé, presidente del Patronato de la Fundación Pinnae. “El objetivo es participar en la comisión creada para el seguimiento del proceso. Lo hacemos por los accionistas, pero también por todas las personas que se benefician de los programas de ayuda social que desarrollamos”, agrega.

Desde Pinnae defienden que la fundación ofrece programas de integración y atención social para unas 25.000 personas con el objetivo de dinamizar la economía, el empleo y la asistencia social a personas en riesgo de exclusión así como para el fomento de la cultura.

La fusión de nacionalizadas

El FROB, que posee cerca del 65% del capital de las dos entidades nacionalizadas, anunció su intención de fusionar Bankia y BMN el pasado mes de marzo después de un proceso de tanteo al mercado para valorar la posible adjudicación de esta última a un tercero.

Integrar ambas entidades, según los cálculos del organismo público, arrojará a medio plazo unas sinergias totales de 616 millones de euros de las que 401 millones repercutirían en el Estado.

Bankia ha recibido ayudas públicas por 22.424 millones de euros y BMN ha recibido otros 1.645 millones, con lo que el Estado tiene pendiente la difícil tarea de tratar de recuperar 24.069 millones de euros, reto para el que considera más positivo fusionar las dos entidades.

La puja privada recibida por BMN suponía la aportación de 1.300 millones por el 100% de BMN, es decir, 1.061 millones para el Estado en caso de romperse los acuerdos comerciales de la entidad con las aseguradoras Aviva y Caser. De ellos, el Estado obtendría 690 millones por su 65% del capital.

Normas