Fondos de inversión

Lovell Minnick rescata a Trea para que pueda comprar la gestora de Banco Madrid

La firma de Carlos Tusquets pagará los 16,5 millones que prometió en abril de 2016

Carlos Tusquets, presidente de Grupo Trea.
Carlos Tusquets, presidente de Grupo Trea.

Trea Asset Management está a punto de cerrar la compra de Banco Madrid Gestión de Activos (BMGA) tras haber recibido el apoyo del fondo de capital riesgo estadounidense Lovell Minnick. El grupo que preside Carlos Tusquets recibirá así fondos de inversión con un patrimonio de 1.100 millones.

Salvo sorpresa de última hora, Trea AM cerrará de forma inminente la compra de la antigua gestora de Banco Madrid. La operación fue pactada en abril del año pasado con los administradores concursales de la entidad financiera, que se encuentra en proceso de liquidación. Pero el grupo de servicios financieros carecía entonces de los 16,5 millones que se comprometió a desembolsar de forma “inmediata”.

Trae ha estado buscado denodadamente un socio que la ayudara a hacer frente a la compra, como publicó CincoDías el pasado 24 de octubre. Después de un desfile de candidatos que se han ido cayendo en los momentos cruciales, Trea dispone ya de un preacuerdo con la firma de capital riesgo (private equity) estadounidense Lovell Minnick. Esta ha levantado 1.700 millones de dólares (unos 1.600 millones de euros) en varios fondos y está especializada en firmas financieras.

La empresa que se aliará con Trea cuenta con inversiones en 13 firmas, una buena parte de ellas gestoras de fondos de inversión, la mayoría, eso sí, estadounidenses. El contrato final todavía no se ha firmado, pero fuentes conocedoras de las negociaciones dan por seguro el final feliz de la operación. La venta de la gestora es crucial en el proceso de liquidación de Banco Madrid, pues es uno de sus activos más valiosos. La fórmula con la que Lovell Minnick apoyará al grupo presidido por Carlos Tusquets se concretará, previsiblemente, a través de una entrada en el capital, después de una reestructuración accionarial y de activos de Trea, indican fuentes financieras.

26

son los fondos de inversión con la marca BMN y con un patrimonio de unos 1.100 millones que pasará a gestionar Trea AM, una vez haya cerrado la compra de la gestora de Banco Madrid.

22

de abril de 2016 fue cuando los administradores concursales de Banco Madrid adjudicaron la gestora a Trea AM.

El proceso arrancó con la intervención de Banco Madrid por parte del Banco de España el 10 de marzo de 2015. El banco era propiedad del andorrano BPA, que había sido acusado por el Tesoro de Estados Unidos de colaborar en el blanqueo de capitales procedentes del crimen.

Unos días más tarde, intervino la CNMV, que revocó la autorización de BMGA para gestionar las carteras el 24 de marzo. A finales de ese mes, el supervisor de los mercados designó a Renta 4 como gestora y a Cecabank como depositario, ambos de forma provisional aunque siguen ejerciendo plenamente sus funciones hasta la fecha.

Después, los administradores concursales vendieron la gestión de varios fondos a Liberbank, que ha vuelto a crear una gestora para darles cobijo. Liberbank tenía desde 2013 un acuerdo de gestión con la gestora de Banco Madrid de los productos que comercializaba en sus oficinas. A continuación, llegó el proceso de venta de lo que quedaba de la gestora, que tutelaba los fondos de marca Banco Madrid y los vendidos por BMN, ahora con unos 1.100 millones. Cuatro firmas llegaron a la fase final de la subasta de la gestora de Banco Madrid: Santander AM, la británica StormHarbour, Imantia Capital y Trea AM. En la parte inicial mostraron su interés firmas como Dunas Capital, Merchbanc y la propia Renta 4.

Además de la gestión de fondos, el grupo Trea dispone de un negocio de inversión con capital riesgo (private equity, en la jerga) y préstamo directo a empresas (direct lending). También cuenta con una rama dedicada a la inversión inmobiliaria: Trea Real Estate. 

El grupo elevará su patrimonio gestionado un 40%

La firma que preside Carlos Tusquets Trias de Bes, también jefe de la Asociación Europea de Asesoría y Planificación Financiera (EFPA, por sus siglas en inglés) en España y presidente de Mediolanum, dará un salto de gigante una vez haya absorbido los fondos de inversión de BMN por alrededor de 1.100 millones de euros. Su patrimonio crecerá cerca un 40%, hasta situarse en los 3.900 millones de euros. Trea también se deberá hacer cargo de las 23 carteras de la marca Banco Madrid, que llegaron a contar con un patrimonio en el entorno de los 900 millones de euros antes de la intervención del Banco de España. Sin embargo, han ido vaciándose hasta sumar ahora menos de 50 millones de patrimonio. Fuentes financieras señalan que esas carteras están condenadas a la liquidación.

Trea asegura que a cierre del pasado enero contaba con un patrimonio bajo gestión, incluyendo todas sus actividades, de unos 2.800 millones de euros. De esta cantidad, Trea AM aporta algo más de 1.000 millones de euros repartidos en 11 fondos de inversión. De este importe, la mayor parte es aportado por los ocho fondos que comercializa Cajamar. En septiembre de 2015 alcanzó un acuerdo con la cooperativa de crédito, que supuso la inyección en diciembre de ese año de 30 millones en Banco de Crédito Cooperativo (BCC). Trea AM también gestiona de forma indirecta los fondos de Mediolanum en España.

El contrato que ataba a BMN a la gestora adjudicada a Trea AM vencía en 2032, si bien el banco que preside Carlos Egea negoció con los administradores concursales rebajar ese plazo hasta poco más de cinco años. Está por ver el papel que jugará la eventual venta de BMN, ya sea a Bankia o a otra entidad financiera que disponga de su propia gestora de fondos de inversión.

Normas