Los robots que pronto serán un electrodoméstico más

  • domótica
    1

    Los muebles inteligentes y asistentes personales dan el salto a las tiendasEstos son los autómatas que pronto convivirán con el horno o la lavadora. Tecnología española al asalto de la robotización del hogar.

  • domótica
    2

    La domótica ya es una realidad, aunque no al alcance de todo el mundo. Controlar la temperatura de la casa, subir y bajar persianas, regular la altura del sofá, abrir las puertas o incluso poner en funcionamiento algunos electrodomésticos son tareas que se pueden ejecutar desde el móvil o la tableta. Pero, ¿por qué conformarse con ello pudiendo dar las instrucciones de viva voz? El robot Dumy, una suerte de mayordomo o asistente doméstico, se pude encargar de todo esto y más.

  • domótica
    3

    “No solo sirve de enlace con los elementos de domótica del hogar, sino que además tiene sensores de detección de fuego, humo y escapes de gas”, explica Javier Lamas, creador del autómata. “También se puede conectar al sistema de seguridad de la casa y a las pulseras de monitoreo cardíaco, de manera que te avisa cuando algo no va bien”, abunda el ingeniero. Su versatilidad, sumado al hecho de que está programado para aprender de su entorno, reconocer a sus dueños y enseñar a niños a través de vídeos en sus ojos-pantalla, le hacen especialmente indicado para hogares, “pero también para escuelas y centros geriátricos”, señalan desde A Robotic Life, la firma que lo comercializará en el segundo semestre del año. Quien quiera hacerse con esta especie de R2-D2, que cuenta con una autonomía de 10 horas, deberá preparar unos 850 euros.

  • domótica
    4

    Dumy no es el único robot pensado para el entorno doméstico de cuantos se expusieron la semana pasada en la feria Global Robo Expo de Madrid. Las labores relacionadas con la limpieza acaparan varias novedades. Ya son conocidos los aspiradores automáticos, incluso las hay que friegan el suelo. Lo que no era tan fácil de encontrar son autómatas capaces de cortar el césped por sí mismos, de limpiar los cristales o incluso de dejar las parrillas como los chorros del oro. La compañía española Smartbot ha desarrollado productos en las tres categorías, con precios que oscilan entre los 145 euros (en el caso del limpia barbacoas) hasta los 1.900 euros que cuesta deshacerse de un cortacésped convencional.

  • domótica
    5

    Todos estos aparatos los podría controlar Dumy, que se conecta por wifi o Bluetooth a los aparatos. Como también podría encargarse de regular la inclinación de los sofás, mesas y sofás cama de la firma Fama, que los vende “por un precio similar al de la competencia” pese a contar con un sistema de control a través de una aplicación móvil. “El tresillo puede reconocer al usuario detectando su smartphone para ofrecerle la altura que se haya configurado”, apuntan desde la empresa murciana. Sus tresillos pueden contar también con sensores de presión que avisen en caso de que la persona no se haya movido en cierto tiempo o no se haya levantado cuando era de prever. Una funcionalidad que, una vez más, va dirigida a personas mayores, las verdaderas estrellas de las casas automatizadas.