Transporte

Las aerolíneas insisten en la rebaja de tasas tras el récord de Aena

El ministro de Fomento comparece hoy para explicar el nuevo marco de regulación DORA

Ayer hubo reuniones en el ministerio y se especula con una bajada final del 2%

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, entre los vicepresidentes de la Comisión de Fomento del Congreso, Salvador Antonio de la Encina y Celso Luis Delgado.
El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, entre los vicepresidentes de la Comisión de Fomento del Congreso, Salvador Antonio de la Encina y Celso Luis Delgado.

Recién aterrizado de Arabia Saudí, donde ha dado por cerrada la larga crisis del proyecto del AVE entre La Meca y Medina por sobrecostes y retrasos de ejecución, el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, atiende hoy otro asunto caliente en el arranque de su mandato. Crece en intensidad la petición de rebaja de tarifas aeroportuarias y De la Serna acude a la Comisión de Fomento del Congreso a informar sobre los avances en la tramitación del nuevo DORA, que marcará las líneas regulatorias al sector aéreo en los cinco próximos años.

La oposición –también las aerolíneas y la propia Aena junto a sus accionistas– quiere saber si habrá recorte de precios, tal y como demandan la CNMC y compañías aéreas, o se congelan las tarifas que pagan los usuarios de la red de aeropuertos, como defiende Aena.

La congelación sobre las tarifas de 2016, que ya descendieron un 1,9% respecto a 2015, es el techo que se ha fijado el Gobierno a través del propio DORA. Sin embargo, fuentes del sector aéreo y del propio Ministerio de Fomento dan por descontado que se optará por incentivar el tráfico con precios más competitivos. Ayer hubo reuniones al más alto nivel en el Ministerio de Fomento y se especula con que la decisión final será de una bajada del 2%.

A favor del recorte

El PSOE defiende una disminución en las tasas aeroportuarias siempre y cuando se demuestre que la situación resultante es viable para Aena, como así defeiende la CNMC, y si el citado abaratamiento repercute directamente en los precios de los billetes.

Las aerolíneas, agrupadas en distintos asociaciones, han metido en la calculadora el número real de pasajeros obtenido por Aena en 2016, de 230 millones tras un alza del 11%, y les resulta una reducción del 4,1%. Durante el obligado periodo de consultas del marco tarifario, las compañías ya demandaron a Aena un recorte en el entorno del 2,6%: “La cifra del 2,59% resulta de una previsión excesivamente conservadora de Aena, que nos indicó que esperaba un crecimiento del 6,2% en viajeros en 2016, y nuestro cálculo de coste medio del capital antes de impuestos, que situamos en el 5,9%, por el 6,3% de la CNMC y el 8,4% de Aena ”, explica un alto directivo.

La CNMC argumentó el pasado junio que Aena debía rebajar un 2,02% los precios que cobra a las aerolíneas y que estas, a su vez, repercuten en los billetes de los viajeros. Las fuentes consultadas estiman que las variables utilizadas por la CNMC para fijar las tarifas resultan ahora un abaratamiento del 3,5% si se corrige al alza el número de pasajeros.

La confirmación de que Aena ha superado sus expectativas de tráfico, y la estimación de nuevo crecimiento en 2017 en la entrada de turistas extranjeros en España, refuerza ahora a quienes buscan un marco tarifario más favorable: “Somos conscientes de que es difícil que el Gobierno nos dé el 4,1% que nos parecería ajustado a la realidad de Aena y el sector, pero está claro que toma fuerza nuestra reivindicación del 2,59% de recorte”, citan fuentes del sector.

Entre las aerolíneas que operan en España no se espera que el ministro de Fomento apunte hoy la decisión final, que debe ser aprobada en Consejo de Ministros previa recomendación de la Dirección General de Aviación Civil, adscrita a Fomento. Pero toman como pista válida recientes declaraciones en las que De la Serna se ha abierto a estudiar rebajas tarifarias en los puertos y en los servicios de ferrocarril en favor de la demanda y el crecimiento económico.

Una decisión de gran alcance económico

- Las aerolíneas defienden que la rebaja de tarifas beneficiaría al consumidor, el turismo y la economía “sin comprometer la rentabilidad de Aena”. El operador público, por su parte, defiende la congelación como punto de partida del quinquenio que regula el primer DORA tras la rebaja del 1,9% de 2016.

- Desde Aena se calcula que cada punto anual de rebaja en las tarifas tiene un impacto de 25 milones de facturación. Tomando como base el recorte del 2% por ejercicio propuesto por la CNMC y llevado a los diez próximos años que comprometió Ana Pastor durante su etapa en en Fomento, los ingresos se resintirían durante ese plazo en 2.000 millones.

- Las tarifas pagadas a los aeropuertos suponen el 15% de los costes totales de las aerolíneas de red y el 25% de las compañías que vuelan punto a punto, principalmente firmas de bajo coste.

- La CNMC viene defendiendo, en virtud de las recomendaciones de la Directiva de tasas aeroportuarias, que su opinión debería ser vinculante y no exclusivamente preceptiva. El regulador estima que Aena entrará en el periodo del primer DORA sin déficit, una vez compensado el que venía de 2013; rebaja el coste medio de capital previsto por el operador; y choca con la empresa pública en cómo computa el coste de la terminales, recogido principalmente como coste aeroportuario (imputable a las tarifas) a pesar de que albergan las tiendas y arrojan ingresos comerciales.

Normas