Sociedades de Garantía Recíproca

Cesgar cree que la regulación bancaria ahoga el crédito a pymes

Un 75% de las pymes tiene problemas para acceder al crédito, el 19% no logra nada

El presidente de la Confederación Española de Sociedades de Garantía (SGR-CESGAR), José Rolando Álvarez.
El presidente de la Confederación Española de Sociedades de Garantía (SGR-CESGAR), José Rolando Álvarez.

“La banca mantiene una posición restrictiva en la concesión de crédito por las exigencias del regulador”, ha expuesto este martes José Rolando Álvarez, presidente de Cesgar, la asociación de sociedades de garantía recíproca, defendiendo que esas exigencias regulatorias dejan fuera del circuito financiero a miles de pymes españoles.

“Los bancos quieren dar crédito, viven de eso. No es problema de los bancos, es un problema derivado de la crisis financiera. El Banco Central Europeo les está pidiendo a los bancos que aumenten el rating de su cartera crediticia”, ha desarrollado Rolando.

Una mejora del riesgo crediticio equivale a menos exigencias de capital, un menor esfuerzo por incrementar el ratio de solvencia Tier1 que se traduce en una mayor rentabilidad para los accionistas del banco, ha ilustrado Rolando, dibujando un sistema que estaría incentivando rebajar la financiación a las empresas de menor tamaño.

“Los bancos son empresas privadas, es legítimo”, ha asumido el responsable de Cesgar, adivirtiendo en todo caso que “si no se relaja, eso va a hacer que empeoren aún más las condiciones de financiación de las pymes en Europa”.

“No es problema español, pero si hay un problema de pymes en Europa es en España”, ha recordado Rolando, señalando que en España hay 250.000 pymes frente a las 20.000 de Alemania.

De hecho, según los datos de la asociación, en España solo hay 4.000 grandes empresas, el resto son pequeñas y medianas, aunque son estas las que soportan el grueso del peso de la generación de empleo del país. Es más, el 95,7% son microempresas, con menos de 10 empleados

Pese a su importancia, expone Rolando, el 75% de las pymes españolas tiene dificultades para lograr financiación, según el tercer informe sobre el tema realizado por Cesgar y presentado ayer. Una cifra que aumenta desde el 50,6% de marzo.

“Hemos sufrido una ralentización de la economía por la parálisis política, hemos retrocedido en cuanto a perspectivas empresariales al año pasado. Solo el 40% de las empresas españolas espera que su facturación mejore en los próximos 12 meses”, ha aseverado Rolando, señalando que a esta circunstancia se le une une a la creciente presión regulatoria.

Como consecuencia, un 19% de las pymes españolas directamente no consigue financiación. En paralelo, un 17% de las que sí la logran, no obtiene el volumen que reclama. Según los cálculos de Cesgar, si estas empresas vieran abierto el grifo de la financiación, se crearían 350.000 empleos.

Las sociedades de garantía recíproca, que ejercen de avalistas de las pymes permitiendo reducir los riesgos que corre la banca al prestarles y abaratando el precio que se cobra a la pyme (ver despiece), cubren una operación crediticia media de 90.000 euros a ocho años.

“Con eso se mantiene una pyme abierta”, aseguró Rolando, que dijo que el problema no es la cuantía que se pide. Según el informe, el 48,7% de las pymes señala como primer obstáculo para obtener financiación su incapacidad para aportar las garantías que le exige ahora la banca mientras que el coste del crédito ha pasado a ser un problema para el 28,8%, frente al 16,6% del estudio anterior.

“España es un país muy bancarizado y la financiación está demasiado centralizada en los bancos”, apunta Rolando, que expone que las fuentes de financiación alternativas son aún testimoniales. De hecho, el apoyo de proveedores y familiares supone dos de los principales pilares con los que la pyme española suple la falta de crédito bancario, que supone el 70% de los recursos a los que pueden acceder las pymes, exponen desde Cesgar.

 

Pulmón para doblar avales

Las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR) se reivindican como parte de la solución al ahogamiento crediticio de las pymes. Al avalarlas frente a los bancos, aseguran que rebajan el tipo de interés medio de sus créditos al 4% o 4,5% frente al 7% que les pide la banca. Cesgar, la asociación de las SGR, asevera que parte del problema es su falta de visibilidad porque este año las SGR van a avalar 1.200 millones en créditos pero tienen músculo para cubrir el doble sin ampliar balances, con una solvencia superior al 14%_y una mora contenida en el 8%.

Normas