Crónica de los mercados

El Ibex sube un 6,53% en la semana empujado por el BCE

La banca, de nuevo protagonista, en los parqués bursátiles

El Ibex 35 se asienta en los 9.100 puntos al cerrar con una subida del 0,26% durante la sesión hasta los 9.169,6 puntos. Gracias a una mejor reacción de los mercados a la esperada por parte de los analistas al resultado del referéndum italiano y a la intervención ayer del presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, el Ibex cierra la mejor semana desde octubre de 2015 al haber avanzado un 6,53%.

El hecho más notable de la semana en el terreno económico repercutió positivamente en la renta variable europea. Draghi no tocó tipos ni modificó la facilidad de depósitos, pero avanzó que el BCE continuará con su programa de compra de activos hasta finales de 2017, aunque a partir de marzo volverá a la cantidad de 60.000 millones mensuales frente a los 80.000 actuales.

En paralelo, sin embargo, la institución flexibiliza su programa expansivo habilitando la adquisición de deuda con vencimiento a un año frente al mínimo de dos que se había marcado anteriormente, y admitiendo intereses inferiores al –0,4%, por debajo de la tasa de depósito.

IBEX 35 9.063,90 0,08%

Tras las fuertes subidas registradas ayer auspiciadas por el sector financiero, el Ibex 35 se ha mantenido indeciso durante la jornada de hoy. Grifols (4,92%), Viscofan (2,71%) y Enagás (2,47%) han sido las cotizadas con mejor desempeño en la sesión mientras que en el lado contrario, Bankia (-2,26%), Popular (-3,84%) y ArcelorMittal (-5,77%) se han convertido en los más perjudicados del día.

EUR x USD 1,1421 0,026%

La banca, que fue la principal beneficiada de los anuncios llevados a cabo ayer por Draghi porque suponen los primeros pasos previo a una subida de tipos, cierra hoy mixta. Santander ha perdido un 1,14%, mientras que BBVA ha cedido el 0,99%, Bankinter y Sabadell han avanzado el 1,25% y un 0,66% respectivamente. Y es que a la recogida de los beneficios de ayer, se le ha sumado la incertidumbre para el sector contagiada desde Italia, donde el BCE ha asestado un revés al Monte Dei Paschi.

El banco más antiguo del mundo solicitó al BCE más tiempo para llevar a cabo su plan de saneamiento, pidiendo hasta el 20 de enero de 2017 como fecha límite para realizar una ampliación de capital de 5.000 millones de euros. La insititución dirigida por Draghi ha denegado la petición y ha provocado con ello un hundimiento en Bolsa del Monte Dei Paschi de hasta el 11%.

Al otro lado del atlántico, Wall Street cerró anoche con ganancias y con sus tres principales indicadores revalidando nuevos máximos históricos. Al cierre de los mercados europeos, Dow Jones (+0,29%), S&P 500 (0,35%) y el índice compuesto del mercado Nasdaq (+0,42%) cotizaban en positivo. "En este mercado los tres sectores que mejor lo han hecho desde la elección de Donald Trump, el financiero, el de la energía y el de las materias primas, volvieron a ser los que lideraron las alzas durante la sesión, mientras que tanto los bonos del Tesoro como algunos de los sectores de corte más defensivo como los de consumo básico, las telecomunicaciones y la sanidad quedaban rezagados", explican desde Link Securities.

En la renta fija, la rentabilidad de los bonos de los países periféricos y de los centroeuropeos ha vuelto a mostrar comportamientos opuestos en la sesión de hoy al entender los inversores que se acerca el principio del fin de las políticas expansivas del BCE. El bond alemán ha bajado cuatro puntos básicos hasta el 0,34% mientras que el bono español e italiano a diez años han subido uno y cuatro puntos básicos hasta el 1,51% y el 2,04% de rentabilidad respectivamente.

Sin embargo, parece que el mercado de divisas aún ve lejana el alza del tipo de intereses y entiende las declaraciones de Draghi de manera opuesta a la renta fija y variable: aún queda mucho hasta el fin de los estímulos. Por ello, ayer el euro se depreciaba un 1,28% frente a la divisa americana y hoy, profundiza aún más en la caída al dejarse un 0,66% hasta los 1,0545 dólares por cada euro.

Por su parte, el barril de crudo Brent remontó ayer las cuantiosas pérdidas y hoy confirma la tendencia al cotizar en el mercado de futuros de Londres en 54,23 dólares, un alza del 0,63% respecto al cierre de la jornada anterior.

Normas