Inversión colectiva

BME desafía a la gran banca con el lanzamiento inminente de su plataforma de fondos

La plataforma que ha creado BME –matriz de la Bolsa de Madrid– para la compraventa de fondos de inversión está ya casi lista. El ‘supermercado’ facilitará la comercialización de estos vehículos al margen de las sucursales bancarias, lo que será un acicate para las pequeñas gestoras.

Gestoras BME Ampliar foto

Las gestoras independientes esperan a la nueva plataforma de compraventa de fondos de inversión como agua de mayo. El proyecto impulsado por Bolsas y Mercados Españoles (BME) pretende facilitar el acceso a este tipo de instituciones de inversión colectiva y abaratar los costes. Su origen se remonta a 2010, cuando se anunció por primera vez que se iba a impulsar esta iniciativa, pero no será hasta finales de este año cuando vea la luz.

Con esta plataforma, BME repartirá juego entre las gestoras. La entrega de parte de las comisiones de gestión que se lleva el distribuidor –retrocesión, en la jerga– terminará de una vez y para siempre, si todo va bien. Ahora, mismo el 66% de las comisiones de gestión se entregan a los distribuidores, según los datos de 2015 de la CNMV. De los 2.335 millones de comisiones de gestión que ingresaron las 96 gestoras registradas se cedieron 1.552 millones a los distribuidores.

El coste para el particular se infla al máximo porque el grueso se lo llevan las redes de venta, léase los bancos o brókeres que comercializan los productos. Con la plataforma la comisión de gestión se la llevará íntegramente el fabricante. Así tendrán margen para pulir al máximo el porcentaje que cobran; ahora la media está en el 1%, según los datos de Inverco, la asociación del sector, que revela que los productos de Bolsa europea son los más caros con un 1,78%.

“Si lo hace bien y se alinean los intereses de todas las partes –gestoras, clientes e intermediarios– la plataforma arrasará”, explica Juan Gómez Bada, director de inversiones de Avantage Fund. BME cobrará el canon de Bolsa correspondiente, que ahora va desde los 1,10 euros a los 13,4 euros por operación.

La nueva herramienta limitará la remuneración a los distribuidores

A la gestora también se le cobrará por estar en el mercado, aunque sea un coste simbólico, mientras que el intermediario cobrará las comisiones de compraventa y de custodia que considere convenientes. Exactamente igual a lo que ocurre ahora con las acciones. El horario para introducir las órdenes será de nueve de la mañana a cuatro de la tarde, y, por supuesto, se mantendrá la ventaja de diferimiento fiscal con los traspasos. El ‘supermercado de los fondos’ que prepara BME, los trámites se simplifican, puesto que el partícipe de un fondo de un versión podrá tener una cuenta de valores en cualquier sociedad de valores o agencia de valores. Desde esta cuenta, podrá comprar y vender cualquier fondo de inversión en la plataforma de BME, con gran facilidad.

Las gestoras pequeñas serán las más beneficiadas por esta iniciativa. Hoy por hoy, las seis mayores gestoras de fondos que operan en España están controladas por grupos bancarios: CaixaBank AM, Santander AM, BBVA AM... Dado que estas gestoras se apoyan en las redes comerciales del banco para vender sus productos, nunca han tenido interés en potenciar plataformas multifondos.

En la actualidad existen algunas compañías especializadas en vender fondos de varias gestoras. Allfunds e Inversis están enfocadas en inversores institucionales (gestores de banca privada, family offices, fondos de fondos...). Andbank, SelfBank y Tressis también tienen fondos de muchas gestoras internacionales, pero los clientes deben abrir primero una cuenta con ellos.

“Creo que cuando se ponga en marcha la plataforma de BME se van a ver beneficiadas las buenas gestoras independientes”, explica Martín Huete, exdirector general de la gestora de Caja España. “También confío en que se creen iniciativas cercanas a esta plataforma, que faciliten la contratación de los fondos a los pequeños inversores”.

Normas