La cúpula de Bancaja, a juicio

Tirado niega su participación en los créditos a Grand Coral

Antonio Tirado es expresidente de Banco de Valencia y de Bancaja

Defiende que los créditos investigados tenían el aval de los técnicos de la caja

Imagen de una oficina de Bancaja.
Imagen de una oficina de Bancaja.

El expresidente de Bancaja Antonio Tirado ha declarado hoy en la Audiencia Nacional por el caso Grand Coral, y ha negado su participación en la concesión de los créditos bajo sospecha, que, según ha afirmado, contaban con informes favorables de los técnicos y del comité de riesgos de la entidad.

Tirado ha declarado hoy ante la titular del juzgado central de instrucción número 3, Carmen Lamela, dentro de la causa que investiga a una veintena de antiguos consejeros de la caja por las supuestas irregularidades en los préstamos concedidos al proyecto Grand Coral en el Caribe mexicano.

Antes de comparecer ante la magistrada, el que fuera también presidente del Banco de Valencia ha explicado que se trató de una operación inmobiliaria “en la que no he participado, ni tampoco ninguno de los consejeros de Bancaja”.

Ha explicado que nunca ha estado en México, y ha reiterado que “lo único que se hizo fue conceder unos créditos que contaban con un informe favorable de los técnicos y del comité de riesgos”.

Asimismo, ha dicho que no conoce a ninguno de los socios de las sociedades instrumentales de las cajas que participaron en la operación.

Tirado y otros cuatro consejeros estaban citados a declarar hoy por la juez de Lamela, que ayer dio comienzo a la ronda de declaraciones; en total, una veintena de exconsejeros comparecerán esta semana ante la magistrada.

El informe del Ministerio Fiscal denunciaba indicios de responsabilidad criminal en los integrantes del consejo de administración que votaron favorablemente los acuerdos relativos al grupo Grand Coral en las operaciones Emerald, la adquisición de las fincas Zacatón-Piedras Bolas en Baja California, Vinoramas, en la Riviera Maya, así como en la refinanciación de la deuda del grupo.

Una conducta que acreditan las actas de 19 de diciembre de 2006, 24 de octubre de 2007 y 17 de diciembre de 2009 por la que los consejeros están siendo investigados como presuntos cooperadores en los delitos de apropiación indebida y administración desleal achacados, entre otros, al expresidente de Bancaja José Luis Olivas.

Todas estas operaciones, así como otras relacionadas con la refinanciación de la deuda del grupo empresarial, habrían sido financiadas por préstamos y créditos otorgados por Bancaja, Banco de Valencia y Bancaja Miami.

La investigación de Grand Coral nació a raíz de una denuncia presentada por Bankia Habitat a finales de 2013 por operaciones de aportación de capital y financiación de Bancaja entre 2005 y 2009, que le pudieron ocasionar un “menoscabo patrimonial” al tener que provisionar “una parte muy importante” de esos préstamos.

Bancaja fue una de las entidades que participaron en la fusión que dio lugar al BFA y a su filial Bankia.

Normas