A fondo

¿Por qué baja el empleo en Navarra desde hace un año?

La EPA muestra que la ocupación desciende un 3,24% en esta región

El paro sube un 0,72% en la comunidad navarra respecto al año pasado

paro

La Encuesta de Población Activa (EPA) del segundo trimestre del año, que publicó el pasado jueves el Instituto Nacional de Estadística, reflejó un balance positivo de ocupados en todo el país, ya que el empleo se incrementó un 2,43% respecto al mismo trimestre del año pasado.
Sin embargo, en este contexto, el caso de Navarra es llamativo. Siendo una de las comunidades autónomas más ricas de España, y tradicionalmente uno de los territorios con menos tasa de paro, del 13,7% frente al 20% nacional, fue la única que registró un retroceso en la ocupación de nada menos que el 3,24% anual.

Es más, Navarra fue una de las dos regiones que destruyeron empleo entre abril y junio. Así, en Navarra descendió la ocupación un 1,60% en el segundo trimestre en comparación al primero, mientras en Canarias el descenso trimestral fue del 1,47%. No obstante, en el caso del archipiélago la evolución con respecto al mismo trimestre de 2015 fue positiva, ya que su ocupación creció un 3,32% en términos anuales.

En cuanto al número de activos, los mayores descensos se registraron en Andalucía (9.800 menos), de nuevo Navarra (8.300) y Madrid (6.200). Incluso la tasa de paro aumentó un 0,72% en la comunidad foral, respecto al segundo trimestre de 2015.

Una de las consecuencias lógicas de todo ello es que por primera vez, Baleares ha arrebatado el segundo puesto a Navarra en el ranking de los territorios con menos desempleo. País Vasco se sitúa en el primer puesto, con apenas un 12,5% de parados.

Izaskun Goñi, jefa de Gabinete de la Vicepresidencia de Desarrollo Económico de Navarra, admite que los números de la EPA han sido una auténtica “sorpresa” para ellos. Subraya la fuerte discrepancia que existe entre los datos de población ocupada que arroja la encuesta, que estima en 258.600 personas, pero con tendencia menguante; frente a los 265.663 afiliados inscritos en la Seguridad Social en junio, cuya evolución es creciente. Los números de estas dos fuentes de referencia en materia de empleo no suelen coincidir del todo por emplear diferentes criterios, pero no es común que las tendencias sean divergentes. Sin embargo, fuentes del INE confirman que “desde el punto de vista metodológico y técnico no hay ningún error”.

El Gobierno de coalición de izquierdas de Navarra, configurado a partir de las elecciones autonómicas de mayo de 2015 entre Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e I-E, ha llevado a cabo un paquete de medidas, basado en distintas subidas fiscales para incrementar los ingresos. En el impuesto sobre el patrimonio, fijó el mínimo exento en 550.000 euros, frente a los 800.000 euros anteriores.

En cuanto al IRPF, el Gobierno autonómico planteó una tarifa general que eleva el tipo aplicable entre 0,5 y 4 puntos a partir de los 32.000 euros de base liquidable, quedando el tipo máximo en el 52% frente al 48% del año pasado. Por otra parte, se modificó el impuesto sobre sociedades para grandes empresas, que pasó del 25% al 28% en 2016.

Fernando de Miguel, técnico de la Cámara navarra de Comercio, Industria y Servicios, asegura que han venido observando con preocupación "la caída de la población activa”. Afirmó que no se explican por qué se está dejando de buscar empleo, ya que en principio los datos de crecimiento son buenos. De Miguel aventuró que esta situación podría deberse “a un posible cambio de las exportaciones” y destacó “cierta ralentización” en el proceso de recuperación económica. También, atribuyó esa divergencia en las cifras al hecho de que este año la Semana Santa se celebró durante el primer trimestre mientras que en 2015 tuvo lugar en abril.

Los empresarios discrepan

José Antonio Sarriá, presidente de la Confederación de Empresarios de Navarra (CEN), no oculta su sorpresa ante los datos del segundo trimestre publicados por el INE. “Me preocupa el descenso de la población activa”, destaca al repasar las cifras. Además, recuerda que “la comunidad de Navarra es industrial, es de las que tiene más peso en el PIB. Cuesta más crear puestos en la industria que en el sector servicios, porque son puestos más permanentes y mejor pagados”. Entre las causas de este descenso, resalta la coyuntura de recuperación de la crisis, que genera que “no exista optimismo”, por lo que “estamos algo peor que el año pasado”. La coyuntura económica tendría más impacto en el mundo industrial porque se asume un mayor riesgo en el sector. El presidente de la CEN es una de las voces que considera que las subidas de impuestos aplicadas por la coalición de izquierdas es una de las causas del descenso del empleo en el último año. De hecho, reconoce que, “el Gobierno de Navarra genera mucha desconfianza”.
Además, a la crisis política generada por la ausencia de Gobierno en Madrid, suma la provocada por el triunfo del voto partidario de la salida de Reino Unido de la UE. Por todo ello, su conclusión principal es que “estamos peor que hace un año”, refiriéndose a los datos, pero también a las grandes incertidumbres existentes que amenazan al crecimiento económico.
Por su parte, el gerente de Comunicación de Volkswagen en Navarra, Jesús Zorilla, asegura que el empleo es estable en la fábrica de Landaben y que habrá un incremento progresivo de contrataciones de entre 300 y 500 personas a partir de junio de 2017.

Normas
Entra en El País para participar