Medicina

¿Cuánto cuesta tener los ojos del color que siempre has querido?

Una técnica pionera en el mundo realizada en España permite elegir el color de los ojos a voluntad y reparar terapéuticamente casos de daños oculares antes irreparables.

Brad Pitt
Brad Pitt.

El color de los ojos ya no será exclusivamente cuestión de genética gracias a la técnica conocida como queratopigmentación. Por un precio que oscila de 2.000 euros en los casos estéticos y en los terapéuticos menos graves hasta los 3.000 en casos de daños más elevados, puedes elegir el color que prefieras.

El también conocido como tatuaje corneal, ha sido utilizado desde hace años para mejorar la apariencia cosmética de las personas ciegas con leucomas. Actualmente, cambiarse el color de los ojos por razones cosméticas o terapéuticas es una realidad debido a las investigaciones llevadas a cabo por el doctor Jorge Alió. El profesor y catedrático de Oftalmología de la Universidad Miguel Hernández de Elche ha implantado una técnica pionera, única en el mundo, que permite la coloración de la córnea con láser.

Gracias a la investigación del doctor Alió, respaldada de manera oficial por el estado español a través del CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial), aquellos casos en los que anteriormente solo una prótesis era la solución, gozan de una alternativa mucho más estética y funcional. “Me repugnaba la idea de quitarle el ojo a un paciente joven después de un accidente de tráfico, buscaba la posibilidad de cambiar el aspecto de la cornea sin dañar el ojo. Todo ello me llevo a desarrollar esta técnica de la pigmentación, hemos ayudado a muchos pacientes gracias a ella”, explicaba Alió.

En cuanto al tipo de personas que acuden a recibir el tratamiento el doctor aclaró que "hay tres perfiles de pacientes, aquellos afectados por deformidades oculares, con ojos en blanco, víctimas de traumatismos que afectan al ojo. Otro tipo de casos son aquellos con una visión deficiente derivada de mala entrada de luz en el ojo por malfunción de la pupila, clientes albinos  que no reúnan la luz correctamente experimentan una mejora funcional. El tercer tipo de paciente es el de tipo estético".

"No se puede hablar de casos absolutos en medicina" continuaba Alió. "Rara vez se tiene que volver a repetir el tratamiento al paciente, pero en casos de daños muy graves, en los tratamientos terapéuticos, se tenía que volver a tratar cada cuatro o cinco años. En los casos puramente estéticos, tras seguimientos de más de diez años, el tratamiento permanece".

Si te preguntas que riesgos conlleva el tratamiento, el doctor Alió afirma que "actualmente, el tratamiento tiene muy pocas complicaciones. Al principio, el color del ojo variaba debido a que los pigmentos no eran adecuados. Hoy en día la complicación de los pigmentos se superó y a cada paciente se le asigna el pigmento que funcionará en su caso. Las complicaciones que puedan surgir no son más que las que puedan aparecer durante una intervención de la córnea". 

Todos los trabajos clínicos se llevan a cabo en la Clínica Oftalmológica Vissum de Alicante, que cuenta con personal especializado con más de 12 años de experiencia en tatuajes corneales.

Un ejemplo del tratamiento de queratopigmentación del doctor Alió, antes (izquierda) y el después (derecha).
Un ejemplo del tratamiento de queratopigmentación del doctor Alió, antes (izquierda) y el después (derecha). Clínica Oftalmológica Vissum de Alicante

Normas
Entra en El País para participar