Reino Unido

Theresa May será primera ministra el miércoles

El primer ministro británico, David Cameron, iha asegurado que el próximo miércoles abandonará su cargo y cederá el puesto a la titular de Interior, Theresa May.

Theresa May, próxima primera ministra británica.
Theresa May, próxima primera ministra británica. REUTERS

El primer ministro británico, el conservador David Cameron, informó hoy de que el próximo miércoles abandonará su cargo como jefe del Gobierno del Reino Unido y cederá el cargo a la titular de Interior, Theresa May.

En una declaración ante su residencia de Downing Street, Cameron dijo que el 13 de julio presidirá su última sesión de preguntas como primer ministro en la Cámara de los Comunes antes de acudir al palacio de Buckingham para presentar su dimisión a la reina Isabel II.

El todavía “premier” británico comunicó los pasos a seguir después de que May quedase como única candidata al liderazgo del Partido Conservador y al cargo de jefe del Gobierno, tras la retirada de su única rival, la diputada Andrea Leadsom.

Cameron admitió sentirse “encantado” de que May sea su sucesora y calificó a la ministra de Interior como una profesional “fuerte” y “competente” y “más que capaz” para liderar al país.

También confesó sentirse satisfecho de que el Partido Conservador no continúe con un largo proceso electoral para elegir al nuevo líder, después de que Leadsom, secretaria de Estado de Energía y que apoyó la salida del Reino Unido de la UE, optara por retirarse.

Cameron, que el pasado 24 de junio comunicó su intención de dimitir por el triunfo del “brexit” (la salida de la UE), agregó que el martes presidirá su última reunión del Gobierno.

May y Leadsom habían quedado como únicas candidatas después de que fuesen eliminados en una elección interna los otros aspirantes, el ministro de Justicia, Michael Gove, y el extitular de Defensa Michael Fox, y que se retirase de la carrera el ministro de Trabajo y Pensiones, Stephen Crabb.

Las dos candidatas se iban a someter a una votación de los afiliados de la formación y el próximo 9 de septiembre estaba previsto que se hiciera el anuncio del ganador.

La próxima primera ministra tendrá la difícil tarea de decidir cuándo invoca el artículo 50 del Tratado de Lisboa, que establece el proceso de negociación de dos años sobre los términos de la salida del Reino Unido de la UE.

Este miércoles, May se convertirá en la segunda mujer al frente del Gobierno del Reino Unido desde que Margaret Thatcher saliera del poder en 1990, después de once años en el poder.

Su contrincante Andrea Leadsom se retiró de la  batalla por el liderazgo del Partido Conservador hoy a las 13:15 (hora española). Su este repentino anuncio ha dejado  vía libre a la ministra del Interior May y Leadsom, que fueron preseleccionadas por el grupo parlamentario conservador para el doble cargo, competían por el voto de las bases en unas elecciones internas que iban a concluir el 9 de septiembre, cuando se hubiera revelado el nombre de la ganadora.

En su discurso de despedida, Leadsom dijo que May era la persona “ideal” para dirigir el Ejecutivo, ya que cuenta con un amplio apoyo dentro del grupo parlamentario, pues recibió los votos de 199 de 329 diputados tories frente a los 84 de la secretaria de Estado de Energía.

La dimisionaria, que apoyó el brexit en el referéndum del 23 de junio, se disculpó hoy por haber sugerido en una reciente entrevista con The Times que estaba mejor cualificada que su rival para ser primera ministra por el hecho de ser madre. Si el comité 1922 decide hoy que May, ministra del Interior, puede ser proclamada inmediatamente líder conservadora y primera ministra, Cameron deberá adelantar su marcha de Downing Street.

El actual primer ministro dimitió tras el voto favorable a la salida de la UE en el referéndum, pero dijo que se quedaría al frente del Gobierno hasta que se eligiera a su sucesor, lo que iba a ocurrir en septiembre.

La seria y eficiente May, que defendió con reservas la permanencia en ese plebiscito, se define como una candidata unificadora con experiencia demostrada, y hoy dijo que en ningún momento buscará revertir el resultado de la consulta: “brexit es brexit”, ha dicho.

La nueva jefa del Gobierno británico será la encargada de liderar las conversaciones con la Unión Europea para acordar los términos de la salida del Reino Unido.

Normas
Entra en El País para participar