Crónica de los mercados

'Brexit', petróleo, China... Las claves de un semestre en el que el Ibex se deja un 15%

El selectivo español se anota un alza del 0,72% en la última jornada de junio

Panel informativo de la Bolsa española
Panel informativo de la Bolsa española EFE

Cierre de mes y de semestre para el Ibex 35 que muestra un negativo factor común: los números rojos a los que muchos inversores están comenzando a acostumbrarse. Hoy, el índice de referencia de la Bolsa española se anotó un 0,72%, una subida que no maquilla el mes al que pone fin y en el que ha perdido prácticamente un 10% de su valor, golpeado principalmente por el pánico global generado por el brexit.

El Ibex, eso sí, ha ofrecido en los últimos días motivos para que los inversores mantengan la esperanza. Tras perder un 14% las dos sesiones posteriores a que se conociera el resultado del referéndum británico, el parqué español sacó fuerzas de flaqueza para, en tres jornadas de euforia, anotarse un 6,36% que le ha elevado hasta los 8.163.30 puntos. Y es que, identificado el suelo, ahora es el turno de averiguar cuánto podría subir la Bolsa en el medio plazo. Excluyendo las valoraciones más extremas, los expertos le concederían un margen de recuperación de 20%, lo que supondría catapultar al índice hasta los 9.420 puntos.

IBEX 35 9.386,70 0,33%

En lo relativo a movimientos bursátiles, las grandes caídas, explican los expertos, habilitan en muchas ocasiones importantes rebotes. En este sentido, las perdidas acumuladas por el selectivo español en los primeros meses del año han sido cuantiosas, toda vez que el primer semestre de 2016 se salda con un balance negativo del 14,64%. Esta caída coloca al Ibex a la cola de los parqués europeos, únicamente superado por el Mib italiano que, en este mismo periodo, se anota una corrección superior al 25%, envuelto como está el país en una reestructuración bancaria.

Los expertos explican la diferencia entre el selectivo español y otros como el Dax alemán, que pierde un 9,8% en estos primeros seis meses del año, por el mayor peso del sector financiero. Las entidades bancarias suponen más de un tercio del total del Ibex 35 y, en este comienzo de año, no han vivido su mejor momento. Por sectores, los bancos se dejan un 31,5%, a la cola del Stoxx 600 de referencia en Europa. Una era de tipos bajos que no tiene fin y las dudas sobre el estado de las economías del Viejo Continente se encuentran entre las principales razones que esgrimen los analistas a la hora de explicar el porqué del rendimiento negativo del precio por acción de las diferentes entidades.

Así, En España, a excepción de IAG, que pierde un 46% como consecuencia de su exposición a Gran Bretaña, seis de los siete puestos a la cola del Ibex 35 los ocupan los bancos. Banco Popular cede un 57% en lo que va de año; Bankia, un 40%; CaixaBank un 39% y Sabadell un 27%.
Pero el selectivo también ofrece motivos para la esperanza. Al otro lado de la moneda, los grandes ganadores son ArcelorMittal y Repsol, que se anotan un 34% y un 12%, respectivamente.

Y es que, el petróleo barato que lastró a las compañías de materias primas y a las Bolsas de todo el mundo durante los dos primeros meses del año, ya es historia. Desde zona de mínimos el crudo se revaloriza un 78% y lleva a las firmas de recursos básicos del Stoxx 600 a anotarse un 17% en lo que va de año.