Copa del Rey
El Barça recurre a la Audiencia Nacional la prohibición de las esteladas

El Barça recurre a la Audiencia Nacional la prohibición de las esteladas

La CUP ha hecho un llamamiento a los aficionados que piensen asistir a la final de la Copa.

El F.C. Barcelona recurrirá ante la Audiencia Nacionalla prohibición que la delegación del Gobierno en Madrid ha hecho a los espectadores que acudan a la final de Copa de llevar banderas esteladas.

El vicepresidente de la entidad, Carles Villarubí ya anunció esta mañana que el club estaba valorando con sus asesores legales qué tipo de medidas podían llevar a cabo y finalmente han optado por acudir a la Audiencia Nacional, según ha adelantado Catalunya Radio.

Desde el club aseguran que la decisión todavía no es definitiva, aunque se espera que haya un comunicado al respecto a lo largo de la tarde.

Reacciones

No es el único movimiento contra la medida. Al anuncio del presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de no asistir a la final en señal de protesta con lo que consideran un ataque contra la libertad de expresión, se ha unido esta mañana la CUP. El diputado de la "canditura popular" en el Parlament Albert Botran ha hecho esta mañana un llamamiento a los aficionados del Barça que piensen asistir a la final de la Copa del Rey para que “llenen” el estadio Vicente Calderón de esteladas, “desoyendo” así, lo que ha calificado como una prohibición “totalmente injusta y provocadora”.

En declaraciones en el Parlament, Botran ha salido así al paso de la decisión de la Delegación del Gobierno en Madrid de prohibir la entrada de banderas independentistas catalanas en la final de la Copa del Rey que jugarán el Barcelona y el Sevilla el domingo en Madrid.

“Rechazamos esta prohibición e invitamos a todo el mundo a que proteste de la manera más simpática, amable y contundente contra esta prohibición, llevando precisamente estelades”, ha afirmado. Para Botran, “la mejor manera de desoír una prohibición que encontramos totalmente injusta y provocadora” es entrar con estelades al Calderón.

Botran ha animado a los aficionados culés a “llevar con normalidad una estelada” al estadio porque es una bandera “de libertad y con una larga trayectoria de reivindicaciones detrás”, que “representa una causa política totalmente legítima, a diferencia de la presencia de banderas fascistas, que es un problema en los estadios europeos y, en particular, de los españoles”.