Aerolíneas low cost

Air Europa Express crea la plantilla y pide licencia para su futura flota

La ‘low cost’ usará ‘slots’ de Air Europa, que marcará la política comercial

Álvaro Middelmann, responsable de Air Europa Express.
Álvaro Middelmann, responsable de Air Europa Express.

La futura aerolínea low cost de Juan José Hidalgo pide pista para competir en Madrid-Barajas. Con cierto retraso sobre las previsiones iniciales, el grupo Globalia tiene previsto poner en operación Air Europa Express antes de que finalice el año.

Sus responsables, con Álvaro Middelmann a la cabeza, están tramitando los permisos con la AESA para utilizar las 11 unidades de Embraer 195 que traspasará Air Europa en la puesta en marcha de la filial. Creada sobre la base de Aeronova, adquirida en noviembre por Globalia, la entrada de nuevos aviones supone la modificación del manual de operaciones.

El objetivo de Hidalgo es crear un alimentador de tráfico para los vuelos de larga distancia de Air Europa, con partida en el hub de Madrid-Barajas, como ya hace Iberia Express con Iberia. Sus costes serán sensiblemente menores a los de su hermana mayor, con lo que se busca reducir pérdidas o incluso rentabilizar el negocio del corto y medio radio.

Simulador en Londres

Los primeros pilotos de Air Europa Express empiezan a pasar por el simulador de Embraer E195 que CAE Civil Aviation Training Solutions tiene en Gatwick (Reino Unido). Este proveedor también forma al personal de Air Europa para pilotar el Airbus A330.

Mientras se mantienen las conversaciones y se aporta documentación al órgano competente en seguridad aérea, Air Europa Express negocia el traspaso de la citada flota con las firmas que los tienen cedidos a Air Europa en leasing.

Middelmann, asesor para asuntos estratégicos de Hidalgo y anterior director general de Air Berlín, ha explicado a CincoDías que la nueva aerolínea será “un operador puro con personal propio”. Esta afirmación encierra varias claves: la plantilla no estará relacionada con la de Air Europa, aunque los primeros tripulantes de cabina de pasajeros (TCP) llegan de la matriz tras desvincularse de la misma. Con niveles salariales más bajos, los primeros convencidos son los TCP con contrato fijo discontinuo que trabajaban 101 días al año en Air Europa. A este colectivo se le ha ofrecido un contrato indefinido con un periodo de pruebas de dos meses. En cuanto a los pilotos, Middelmann subraya que la creación de Air Europa Express se ha convertido en una oportunidad para la vuelta a España de profesionales con alta experiencia que salieron del país por la crisis: “Es verdad que hacen un esfuerzo económico, pero se ven compensados por la cercanía a sus familias o la vuelta a España. Somos una low cost que garantiza que se respetan escrupulosamente sus derechos”. La política salarial se mantiene en secreto.

Los primeros pilotos han superado ya la formación teórica y pasan los test del simulador en Londres. Tras ello, viene el entrenamiento en base y la petición de acreditación para volar a la citada AESA.

Una vez recibidos los 11 Embraer, que llegaran de forma gradual en los próximos meses y que se suman al avión ATR de Aeronova (de 48 asientos), la intención de Globalia es potenciar esta incipiente flota con nuevos aparatos ATR. Lo que queda descartado en un plazo de dos a tres años es el traspaso de otro tipo de aeronaves de Air Europa, como los B737, A330 ó el B787.

El estreno de Express se plantea en pleno crecimiento de la low cost de Iberia y ante la fuerte competencia del AVE. Este hito para Globalia también coincide con la negociación del IV convenio de pilotos de Air Europa, donde el colectivo presiona en busca de frenar cualquier externalización de producción. Al respecto, la dirección de la aerolínea mantiene que la filial de bajo coste operará slots de Air Europa y siempre dentro de Globalia, no como sucede con Swiftair, ajena al conglomerado de Hidalgo y con la que se externalizan operaciones.

El instrumento para ahorrar costes –especialmente laborales– gozará de mínima autonomía: “Volaremos donde nos diga Air Europa”, dice Middelmann. Esta última dirigirá la estrategia comercial y las operaciones, le prestará el mantenimiento y llevará las finanzas.

Los pilares de la nueva aerolínea

El JEFE

Álvaro Middelmann, actualmente consejero delegado de Aeronova, encaró en noviembre el encargo de Juan José Hidalgo de poner en marcha Air Europa Express. Con 40 años de experiencia en los sectores turístico y aéreo, el ejecutivo fue fundador y presidente de la Asociación Española de Compañías Aéreas.

En cuanto Globalia ejecutó la toma de Aeronova, Middelmann dio un primer paso en busca de atajar posibles conflictos: transmitir personalmente a los pilotos la decisión de crear Air Europa Express.

EL AVIÓN

El Embraer E195, de 120 asientos (108 de turista y 12 de clase business) y con un alcance de 3.400 kilómetros, tenía un precio de catálogo de 237 millones de dólares en 2008, cuando Air Europa incorporó varias unidades a su flota.

LA PLANTILLA

Air Europa Express tendrá unos 250 tripulantes cuando haya recibido los 11 Embraer E195 de Air Europa. La tripulación de este aparato suele estar compuesta por cinco personas: piloto, copiloto y tres auxiliares.

Express realizó una selección de personal, polémica por cuanto cobró 60 euros a los aspirantes, y asegura que ya está llamando a los elegidos.