Entrevista fondos de inversión

Shah: “No habrá recesión global, pero sí ralentización de la economía”

Shrenick Shah, cogestor de JP Morgan Global Macro Opportunities Fund.
Shrenick Shah, cogestor de JP Morgan Global Macro Opportunities Fund.

La desaceleración experimentada por los mercados de las regiones emergentes puede afectar a la situación de la economía a nivel global, aunque no hasta niveles que desemboquen en una nueva recesión, considera Shrenick Shah, cogestor del fondo JP Morgan GlobalMacro Opportunities. El experto cree que las dudas presentes a principios de año sobre el estado de la economía china aún no se han disipado. Para hacerlo, sería necesario que el país experimentase un crecimiento más lento, pero estable. La estrategia de su fondo pasa por invertir a ambos lados del Atlántico, aunque prefiere centrarse en el mercado estadounidense, menos dependiente de los ciclos económicos que el del Viejo Continente.

Pregunta: ¿Cuál es la estrategia del fondo? ¿Prefieren invertir en el mercado europeo o en el estadounidense?

Respuesta. Nuestro fondo invierte en paquetes de acciones. En Europa, nos centramos sobre todo en dos áreas, el sector sanitario y el de servicios, mientras que en EE UU, tenemos acciones en el sanitario y en empresas de telecomunicaciones. Con respecto a la preferencia por un mercado u otro, nos decantamos por EE UU porque es un mercado más defensivo, mientras que el europeo está más expuesto a los ciclos económicos.

P. ¿Tienen acciones de empresas españolas en su portfolio?

R. Tenemos un par de eléctricas españolas. Es una parte muy pequeña de nuestro portfolio, pero está integrado en nuestra estrategia.

P. ¿Considera que las caídas experimentadas en las Bolsas del Viejo Continente han sido una reacción exagerada?

R. Para que las Bolsas suban es necesario un euro débil, por lo que necesitamos que continúe la depreciación. Además, Europa es una región muy dependiente del crecimiento global. En este sentido somos optimistas, sobre todo en el caso de los mercados emergentes.

P. El BCE ha anunciado un arsenal de medidas inesperadas mientras que la Reserva Federal ha mantenido los tipos. ¿Cómo reaccionará el mercado?

R. Respecto a la batería de medidas de Draghi, hay que tener en cuenta que unos rendimientos corporativos más bajos pueden llevar a un mayor número de firmas a congelar la financiación barata aumentando su emisión de bonos. Si estas ganancias son empleadas para recomprar sus propias acciones, las Bolsas europeas tendrán un soporte adicional en el medio plazo. Por otra parte, en referencia a la Fed, no creemos que vaya a subir los tipos en la próxima reunión –en abril–, aunque es probable que lo haga en junio.

P. ¿Cuál será el comportamiento de la economía de EE UU en 2016?

R. Es difícil hacer predicciones y especialmente en épocas inciertas. Nuestro pronóstico es un crecimiento del 2% del PIB en el año y, por los datos que han salido, no vemos razón para un cambio.

P. ¿Cree que hay alguna posibilidad de entrar en una recesión a global?

R. En términos de lo que significa una recesión global, un crecimiento negativo, la posibilidad es muy pequeña. Pero sí creemos que puede darse una ralentización debido a la desaceleración en los mercados emergentes.

P. ¿Es posible alcanzar una paridad total entre el euro y el dólar?

R. Probablemente no, porque el BCE no querrá reducir tanto los tipos ya que tiene que considerar el efecto sobre el sistema financiero. Si la Fed subiese los tipos tres o cuatro veces este año por la buena situación de la economía estadounidense, sí que se podría lograr una paridad.

P. Respecto a la economía china, ¿considera que han desaparecido las dudas de principio de año?

R. Los miedos no han desaparecido. La mejor situación posible para China pasaría por un crecimiento más lento, pero sostenido.

P. Los precios del petróleo han remontado en los últimos días, ¿cree que volverán a caer?

R. El precio de las materias primas y, particularmente el del crudo, volverá caer en el corto plazo porque en estos niveles, no habrá producción de EE UU, al no ser rentable. Además, el crecimiento global es ligeramente inferior a lo que el consenso piensa. La demanda no va a ser tan fuerte como se esperaba para este año, lo que hará que los precios se mantengan o caigan. Mi precio objetivo para el petróleo es cinco dólares menos en los próximos tres o seis meses.

El mercado, habituado a la incertidumbre

La incapacidad de los partidos políticos españoles para negociar y llegar a un acuerdo que permita formar un Gobierno estable está generando dudas en el mercado. Los fondos extranjeros retrasan sus inversiones en España y el 31% de las empresas considera que la inestabilidad política es ya la principal amenaza para la economía, según un reciente informe elaborado por la consultora KPMG.

Sin embargo, Shrenick Shah cree que este tipo de “incertidumbre ha pasado a ser demasiado común en Europa, por lo que el mercado se ha “acostumbrado, aunque eso no quiere decir que un resultado inesperado no vaya a tener consecuencias”.

El experto considera que una coalición del PSOE con cualquier otro partido político que permita constituir un Gobierno sería una situación más positiva que la celebración de unas nuevas elecciones, pues permitiría “volver a los negocios habituales”. Shah resalta, sin embargo, que en el caso de que el nuevo Ejecutivo comenzara a implantar medidas económicas que se acerquen “demasiado a la izquierda”, sí se produciría una reacción negativa del mercado.

Por otro lado, los conflictos internos ante una posible independencia catalana también han preocupado a los expertos, aunque actualmente la cuestión ha quedado en un segundo plano, explica el inversor. Si se reactivara, “el efecto desestabilizador sería mayor que el producido por la incapacidad para formar un Gobierno en el país”.