PP y Ciudadanos acuerdan mantener la unidad frente al secesionismo

Rajoy avisa que votará siempre ‘no’ a la investidura de Sánchez

"Sánchez me dijo que no quería saber nada del PP", recuerda el presidente del Gobierno

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, trasladó hoy a los diputados del Partido Popular que la estrategia de la formación no se ha movido un ápice. Los populares insisten en que la mejor alternativa sería un Gobierno de gran coalición liderado por el PP y con el apoyo de PSOE y Ciudadanos. Sin embargo, recordó que hasta ahora los socialistas se han negado a negociar. "[Pedro] Sánchez me dijo que no quería saber nada del PP", reveló Rajoy sobre la conversación que mantuvo con el líder socialista tres días después de las elecciones generales. 

Asimismo, hoy por la tarde,  Mariano Rajoy, y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, han mantenido este una conversación telefónica en la que han acordado verse en próximos días y “mantener las vías de diálogo y la unidad ante el desafío de los partidos independentistas” en Cataluña.

El presidente del Gobierno en funciones destacó que el Partido Popular votará no a la investidura de Pedro Sánchez con independencia de los apoyos que alcance. Destacó que si el PSOE y Ciudadanosllegaran a un acuerdo de Gobierno, el PP no modificaría su voto. Rajoy prevé que su partido recibirá presiones para apoyar a Sánchez si el líder socialista cierra un pacto con el secretario general de Ciudadanos, Albert Rivera. “Es probable que veamos cosas y pasemos por situaciones difíciles en las próximas fechas, pero el PP es un partido que tiene historia, que siempre se ha gobernado a sí mismo, ha pasado por situaciones, complejas, ha pasado bien y os aseguro que en esta ocasión también va a pasar bien”, dijó el presidente del Gobierno.

Rajoy pronunció el mismo mensaje que lleva repitiendo desde las elecciones generales. Defendió que un Gobierno liderado por el PP y con el apoyo de PSOE y Ciudadanos trasladaría un mensaje de tranquilidad a los mercados y permitiría apuntalar la recuperación económica. El presidente del Gobierno señaló que un Ejecutivo con una base de apoyo parlamentaria amplia tendría capacidad para fomentar el crecimiento y la creación de empleo, defender la unidad de España y luchar contra la amenaza terrorista internacional