Líderes en bonos:Santander, Barclays y Citi

Deuda sénior y cédulas en 2016

Santander espera repetir los volúmenes de emisión registrados el año pasado.

Borja Grande, Germán Escrivá de Romaní, Gabriel Castellanos, Natalia Aliño, Álvaro Carbajosa, Ignacio Bas,Hugo Martín y Javier Cortadellas.
Borja Grande, Germán Escrivá de Romaní, Gabriel Castellanos, Natalia Aliño, Álvaro Carbajosa, Ignacio Bas,Hugo Martín y Javier Cortadellas.

Santander lidera un año más el ranking de bonos de Thomson Reuters, con un volumen de 10.865 millones de euros y una cuota de mercado del 10,4%, ligeramente inferior a 2014, que llegó al 11%. El número de operaciones ascendió a 54.

La emisión asociada a una recompra de bonos (tender offer) lanzada para Iberdrola en septiembre, una operación que Santander lideró como entidad intermediaria y agente en la recompra de los bonos y banco colocador de la nueva emisión de deuda asociada, es una de las destacadas en 2015 por el equipo de bonos del banco: “Supuso un importante avance en un tipo de operación que tradicionalmente solo estructuraba la banca de inversión internacional”.

Dentro del sector financiero español, las cédulas hipotecarias han sido el producto estrella en 2015, con 20 operaciones públicas, señalan en Santander: “Esta actividad viene promovida por las compras del BCE en su programa de adquisición de cédulas y de bonos garantizados (CBPP3), que facilitan la ejecución de las operaciones por el precio atractivo para los emisores respecto a otros productos, como la deuda sénior o emisiones de capital y el holgado colateral [cartera hipotecaria] del que aún disponen los emisores”.

Respecto a las colocaciones de bonos convertibles, resaltan que “el año pasado vimos una escasa actividad por parte de los emisores españoles, tan solo dos lanzamientos, debido a que alguno de los grandes emisores estuvo bastante activo el año anterior”.

También hacen hincapié en la emisión en marzo por parte del ICO de su primer bono social de la historia. “ICO, como promotor de actividades económicas que contribuyan al crecimiento, desarrollo del país y a la mejora de la distribución de la riqueza nacional, lanzó los bonos sociales, con la finalidad de crear o mantener empleo en aquellas regiones españolas más desfavorecidas”.

“Para 2016 somos positivos en que la evolución de la economía interna siga haciendo atractiva la inversión en deuda nacional a los inversores institucionales internacionales. Será importante ver la evolución de las economías emergentes y, por último, esperar que no se produzcan demasiados sobresaltos provenientes de los motores de la economía mundial, como son, en estos momentos, China y Estados Unidos”, avanzan.

En cuanto a la evolución de las emisiones este año, Santander espera repetir los volúmenes alcanzados durante el pasado ejercicio. “Somos positivos sobre emisores recurrentes (refinanciaciones, fusiones y adquisiciones, etc.) así como potenciales emisores que puedan acceder, por primera vez, al mercado de capitales como una alternativa a la financiación bancaria tradicional por sus ventajas de liquidez, accesibilidad, plazos y precios”. En el mundo corporativo, el activo rey será la deuda sénior, y en el financiero, las cédulas (con la participación del BCE) y otras emisiones destinadas a mejorar el capital.