Amplia su apuesta por Norteamérica

Sygnis busca en California un impulso a sus ventas

La biotecnológica presidida por Garmendia abrirá una subsidiaria en EE UU para ayudar a salir de pérdidas

Pilar de la Huerta, consejera delegada de Sygnis.
Pilar de la Huerta, consejera delegada de Sygnis.

La ampliación de capital cerrada por la biotecnológica Sygnis a finales de diciembre, por 5,6 millones de euros, servirá para financiar los desarrollos de la compañía, pero también para dar un impulso a la firma hispanoalemana en EE UU. Con un pie ya al otro lado del Atlántico, para este año prevé abrir una sede logística y su propia red de ventas en aquel país.

“A finales de 2016 prevemos abrir una subsidiaria en California. Allí se ubican gran parte de los centros punteros de investigación que nos interesan como clientes”, avanza Pilar de la Huerta, consejera delegada de Sygnis. Esta biotecnológica desarrolla kits para amplificación de ADN destinado a instituciones y empresas que realizan investigaciones.

La empresa surge en 2012 como la fusión de la alemana Sygnis y de la española X-Pol, filial de Genetrix, grupo español fundado y presidido por la exministra Cristina Garmendia. Tras la unión, la empresa cotiza en la Bolsa alemana y la I+D se realiza en España.

La compañía, que se basa en el desarrollo científico de nuevos productos y por tanto necesita mucha financiación hasta alcanzar nuevos productos, no ha abandonado las pérdidas desde la fusión, que conllevó una nueva estrategia centrada en estos kits. En 2014, perdió 3,2 millones de euros y obtuvo 392.000 euros de ingresos. En el ejercicio 2015, la previsión de facturación se duplicó y para 2016, la empresa calcula que llegue hasta los 1,5 millones de euros. “Creemos que dejaremos atrás las pérdidas a finales de 2017 y entonces entraremos en break-even (equilibrio entre ventas y gastos)”, asegura De la Huerta.

Más productos y alianzas

Las razones para esas previsiones pasan por los nuevos lanzamientos de productos y por la apertura de mercado en EE UU. “En 2015 hemos lanzado seis nuevos kits y para 2016 presentaremos otros cuatro. Pero tardan un tiempo en madurar en el mercado para que los clientes los conozcan. Empezaremos a ver los frutos a finales de 2016, sobre todo en Europa”, apunta la consejera delegada. “En EE UU también, pero con algo de retraso”, añade.

El principal mercado para Sygnis sigue siendo Europa, donde la marca ya es más conocida y donde distribuyen mediante varias alianzas con diversas empresas.

Para EE UU, además anuncia la firma de nuevos acuerdos de distribución con dos compañías: Mayflower Bioscience y Lucigen. Este último socio, por ejemplo, se encuentra en una operación de promoción de los productos de Sygnis entre los líderes de opinión de las mejores instituciones de investigación en aquel país. “La estrategia pasa por darnos a conocer en los centros de referencia y luego añadiremos una campaña de marketing”, adelanta esta directiva.

Aunque el siguiente paso, mucho más relevante, será abrir la filial en California. Para subir ese escalón, la compañía se apoyará en su consejero y asesor científico Joseph Fernández, fundador de la estadounidense Life Technologies, que tiene su cuartel general en San Diego (California). Ese estado es un polo fundamental de la I+D mundial en biotecnología. El otro se encuentra en la costa este, en Boston, donde en un futuro la firma no descarta instalarse también.

En California, Sygnis estudia abrir un centro logístico que facilite la distribución de los productos (que es costosa porque requiere de almacenamiento de temperaturas bajas) y armará un equipo comercial para ese estado. “Aunque sea más caro, contar con una red propia de ventas en EE UU es mucho más eficaz”, explica De la Huerta.

Aparte de EEUU, Sygnis ha seguido ampliando su red de distribución, sumando 15 alianzas a nuevos socios, también en Asia, por ejemplo con la china Nanodigmbio, pero allí las expectativas de ventas son menores. “A pesar de que se hable mucho de la investigación china, de momento no es un mercado potente”, aclara la consejera delegada.

Una de las razones por las que Sygnis va más despacio en su ritmo esperado de ingresos pasa por los resultados, peor de los esperados, de su alianza con la alemana Qiagen. Esta biotecnológica cotizada ganó la licencia para lanzar el primer producto de Sygnis. “Han cambiado la estrategia de la empresa y el desarrollo está siendo muy lento”, reconoce De la Huerta. “Estamos negociando con ellos el contrato”.

Nueva ampliación de capital

Respecto a la captación de recursos, Genetrix, accionista de referencia, acudió a la última ampliación de capital con una suscripción por valor de 600.000 euros, aunque aun así, se diluyó desde el 36% hasta el 29,37%. El resto fueron inversores institucionales y family offices alemanes, que ya controlan el 53% que cotiza como free float. Entre el resto de propietarios se encuentra el grupo alemán Dievini (6,97%), el vehículo inversor Veriphi (4,08%) de la familia Sabatés (del grupo Eurofragance), y los investigadores Luis Blanco (2,59%), quien originó la I+D de la compañía, y Margarita Salas (3,53%), según informa la compañía en su web.