Equipos de rescate rusos llegan a la zona del siniestro

Un avión ruso se estrella con 224 personas a bordo en el Sinaí egipcio

Un avión de pasajeros ruso con 224 personas a bordo se ha estrellado este sábado en la península egipcia del Sinaí. Según han explicado las autoridades rusas, el avión siniestrado llevaba 217 turistas rusos y siete tripulantes a bordo. “Los restos del avión se han encontrado en Egipto. El aparato está totalmente destruido”, informó una fuente a la agencia Interfax.

El avión, un Airbus A-321, se estrelló al sur de la ciudad egipcia de Al Arish, capital de la provincia del Norte de Sinaí, poco después de despegar de Sharm el Sheij, el destino favorito de los turistas rusos en ese país.

La embajada rusa en El Cairo informó a través de su cuenta de Twitter que todos los pasajeros del vuelo 9628 que volaba desde la localidad egipcia de Sharm al Sheij a la ciudad rusa de San Petersburgo han fallecido.

Los equipos de rescate egipcios han recuperado hasta el momento 129 cuerpos sin vida del lugar donde se estrelló el avión, informó el primer ministro egipcio, Sherif Ismail.

Airbus ha indicado que va a prestar "apoyo total" a la investigación y que facilitará información adicional cuando las autoridades lo permitan. El aparato había sido fabricado en 1997 y acumulaba unas 56.000 horas de vuelo en casi 21.000 trayectos. 

Los equipos de rescate rusos llegaron hoy a la zona del siniestro, donde han decidido cubrir una superficie de 16 kilómetros cuadrados en torno al lugar donde se encuentra el fuselaje del avión.

Las cajas negras del avión han sido localizadas por los equipos de emergencia egipcios, informó la TV estatal.

Por su parte, la Agencia de Investigación Francesa (BEA) mandará a dos de sus expertos a Egipto para participar en las pesquisas sobre la causa del accidente junto a otros seis técnicos enviados por la propia compañía aeronáutica.

En un comunicado, la BEA explicó que participará como representante del Estado de concepción del avión, junto a sus homólogas de Alemania, donde se construyó el aparato, y de Rusia, país que lo explotaba.

“Un primer equipo compuesto por dos investigadores de la BEA, acompañados de seis consejeros técnicos de Airbus, partirá hacia Egipto mañana domingo”, señaló la agencia, y agregó que a estos se unirán dos expertos de la agencia alemana y cuatro de la rusa.

La canciller alemana, Angela Merkel, habló hoy por teléfono con el presidente ruso, Vladímir Putin, para expresarle sus condolencias por las víctimas de la catástrofe aérea. El Gobierno de España ha expresado también su “profundo pesar” por la tragedia y ha trasladado su apoyo y solidaridad a las autoridades y al pueblo ruso en estos “difíciles y tristes momentos”. El presidente de Egipto, Abdelfatah al Sisi, transmitió al líder ruso, Vladímir Putin, sus condolencias por la catástrofe.

El grupo terrorista “Wilayat Sina”, la filial egipcia del yihadista Estado Islámico(EI), aseguró ser el responsable de la caída del avión, a través de un comunicado cuya autenticidad no ha podido ser confirmada. Por su lado, el Ministerio de Transporte ruso calificó hoy de “no verídicas” algunas informaciones que apuntaron que el avión ruso fuera objeto de un atentado terrorista.

La aerolínea alemana Lufthansa, por su parte, no sobrevolará la península del Sinaí hasta que se aclaren completamente las circunstancias de la catástrofe. Fuentes de la compañía aérea alemana confirmaron que se evitará por razones de seguridad el espacio aéreo sobre la península, después de que el diario Die Welt avanzara esa información.

Según informa la agencia oficial RIA Nóvosti, los tripulantes del avión llevaban varias semanas quejándose de problemas en los motores del Airbus-321, en servicio desde hace más de 18 años.

El aparato pertenecía a la compañía rusa MetroJet (Kogalymavia), fundada en 1993 y con base en el aeropuerto moscovita de Domodédovo, que realiza habitualmente vuelos chárter.

El avión perdió contacto con los radares a las 07:14 de la mañana (hora rusa), 23 minutos después de despegar, cuando sobrevolaba la ciudad de Larnaca, según un portavoz de Rosaviatsia, la agencia estatal de aviación rusa.

Normas
Entra en El País para participar