Rovio toma la decisión por las malas previsiones

El creador de Angry Birds despide al 37% de la plantilla

Pantalla de Angry Birds.
Pantalla de Angry Birds.

Los pájaros de Angry Birds afrontarán con menos efectivos su objetivo de deshacerse de los cerdos. La finlandesa Rovio, creadora del juego para móviles, ha anunciado este miércoles su intención de recortar su plantilla un 37%, dejando en la calle a 260 trabajadores.

La compañía tecnológica ha tomado esta decisión por las malas perspectivas de ingresos para este ejercicio, pese a que Angry Birds 2, lanzado en julio, ha superado los 50 millones de descargas. "Es necesario abordar cambios fundamentales para asegurar el éxtio de Rovio en sus ambiciones globales de liderazgo en el entretenimiento para móviles", ha asegurado Pekka Rantala, consejero delegado del grupo, en un comunicado.

Estos despidos se unen a los 110 realizados en 2014 por la empresa. El recorte de plantilla viene acompañado por una reorganización del foco de la compañía. Según Rantala, se creció muy rápido durante un tiempo y se hicieron "demasiadas cosas" por las oportunidades de negocios que surgieron. Ahora, según informa The Guardian en Inglaterra, la finlandesa se centrará en juegos y servicios para usuarios, dejando a un lado su negocio educativo, con escuelas en China y Singapur.

La agencia Reuters analiza que Rovio no ha logrado mantener el éxito que tuvo en 2009. La primera versión de Angry Birds ha sido la mayor aplicación de pago de la historia. Ahora, la compañía pone sus esperanzas en el funcionamiento de la película de 3D de sus pájaros que se espera que llegue a los cines en 2016. La finlandesa prevé que aumente el número de licencias de sus productos. De hecho, la división que está haciendo la película quedará fuera del recorte de plantilla.

Normas
Entra en El País para participar