La tecnología de Robotics ayuda a mejorar la productividad laboral

Acerque su rostro al lector. Pase, por favor

Robotics revoluciona la gestión de accesos y horarios con sus sistemas de identificación facial y dactilar.

La compañía asegura que las empresas que contratan su software recuperan la inversión en seis meses.

Robotics
Este terminal interactivo está dotado con pantalla táctil, sistema de biometría dactilar y lector de tarjetas de proximidad. Permite realizar solicitudes de, por ejemplo, vacaciones.

La baja productividad de los trabajadores en España se ha convertido en un peregrinaje en busca de soluciones. O una oportunidad de negocio para empresas como Robotics.

Según un estudio de BBVA elaborado en 2013, los empleados españoles son de media un 20% menos productivos que los alemanes, a pesar de que trabajan 280 horas más al año. Se trata, pues, de un problema peliagudo al que Robotics plantea como solución un software para la gestión del tiempo y la eficiencia.

La compañía nació en Sabadell (Barcelona) en 1984. Aunque empezó con un software para controlar la presencia de los trabajadores en la oficina a través de terminales Panasonic, su abanico de posibilidades aumentó cuando la gestión de horarios se convirtió en un asunto de rentabilidad para las empresas.

El 10% de la facturación procede del mercado exterior

Robotics dejó de ser solo un sistema de seguridad de acceso con la incorporación de opciones para la gestión de tiempo, departamentos, personal y costes. Los controles de acceso dejaron de depender únicamente de tarjetas personales y pasaron a incluir sistemas de identificación por medio de huella dactilar y rasgos biométricos. Los datos recogidos por estos sistemas se almacenan en unos servidores y no se pueden modificar ni manipular.

En 2004, David Arderiu es nombrado director general de la empresa. Bajo su liderazgo, Robotics sigue innovando con la incorporación de las últimas tecnologías de identificación de personas. La compañía, con sede principal en Sabadell, tiene delegaciones en Madrid y Valencia.

La tecnología estrella de Robotics es la de control de visitas Visual Time, que permite a empleados, secretarias y personal de seguridad gestionar de forma rápida y eficiente todas las visitas que recibe un edificio. El producto, que la compañía adapta a las necesidades de cada cliente, es usado a diario por más de 250.000 empleados y registra más de 15.000 interacciones por hora.

El sistema permite varias funciones, desde controlar el acceso de los trabajadores a un edificio hasta su seguimiento por medio de geolocalización cuando son enviados a cumplir una tarea fuera de la oficina. El software analiza todas estas interacciones para medir el tiempo y trabajo realizado por cada empleado.

Robotics
Los fichajes en el RXF se realizan por acercamiento, sin necesidad de pulsar botones ni mostrar tarjeta alguna. Para ello, recurre a la identificación facial, aunque también ofrece la posibilidad de hacerlo por huellas o tarjeta.

Actualmente, Robotics presta servicios a más de 3.700 empresas y su cartera de clientes continúa creciendo. Entre ellos destacan Iberdrola, L’Oréal, Renfe, el fabricante de jamón y ensaladas Argal y el club de fútbol Barcelona. En paralelo, está abriendo nuevos mercados en el exterior con proyectos desarrollados en Alemania, Marruecos, Panamá y Jordania.

Las herramientas de Robotics permiten a las compañías flexibilizar el horario de sus equipos de trabajo, dándoles información de primera mano sobre las tareas finalizadas. De este modo, no hace falta cumplir un horario a rajatabla si no es necesario. Además, la información recogida por los sistemas proporciona a las direcciones una pauta a seguir a la hora de diseñar estrategias para mejorar la productividad de la plantilla.

Desde Robotics comentan que cuando se trata de negocios, el proceso seguido para conseguir algo puede variar según las preferencias, pero lo único que prima es el resultado. La persona que compra o contrata un producto o servicio –reflexionan– busca que este beneficie su actividad con resultados medibles. En ese sentido, aseguran que las empresas que contratan su software recuperan su inversión en seis meses.

La facturación de Robotics evidencia que el crecimiento de la compañía sigue imparable. En los dos últimos años, los ingresos de la firma han pasado de 1,7 millones de euros a más de 2,1 millones, el 10% de los cuales procedió de proyectos internacionales.

Decisiones informadas

Robotics
El MX8 incorpora una cámara que toma una fotografía del empleado cuando ficha con tarjeta. Esto, sumado a su sistema de huella dactilar, elimina la posibilidad de fraude en los fichajes.

La crisis ha aumentado el interés de las empresas por mejorar la productividad de sus empleados. Esto implica repartir mejor los presupuestos entre los departamentos en función del desempeño y las funciones cumplidas por cada uno.

“En ocasiones, las labores de las áreas a priori menos importantes resultan ser las más funcionales o necesarias”, advierte David Arderiu, director general de Robotics.

“De cualquier manera, ese desconocimiento por parte de la gerencia supone un problema que se convierte en enfermedad cuando se prescinde de esa sección o personal, ya que la producción baja. Así pues, uno puede ser consciente demasiado tarde de cómo en realidad funciona su negocio o en qué departamentos se deberían haber centrado los esfuerzos para potenciar el negocio”, explica.

Datos básicos

Robotics
De izquierda a derecha: Marc Farrás, director de tecnología; Esther González, delegada comercial en Sabadell; David Arderiu, director general; Lola Carrasco, delegada comercial en Madrid, y Josep Solano, director de proyectos.

Producto
El software de Robotics es usado diariamente por más de 250.000 empleados a razón de más de 15.000 interacciones por hora. Se trata de una tecnología para la gestión del tiempo y el control de acceso que ofrece a sus compañías usuarias un retorno de la inversión en seis meses. Robotics cuenta con un departamento de I+D en el que invierte más de 250.000 euros al año.

Clientes
En su cartera cuenta con 3.700 clientes de más de 100 actividades económicas. Entre ellos hay empresas de todos los tamaños, desde pymes hasta grandes corporaciones. Algunos de ellos son referentes de su sector, como Iberdrola, L’Oréal, Renfe, Argal, FC Barcelona, Fluidra, Nestlé, Axa Winterthur, Cortefiel, Miss Sixty, DHL y Bosch.

Ingresos
El crecimiento de la empresa se refleja año a año en su facturación. Robotics cerró 2012 con 1,7 millones de euros. En 2013 ingresó 1,9 millones y el año pasado, más de 2,1 millones de euros.

Empleos
La compañía tiene 42 empleados repartidos entre su sede principal de Sabadell, en Barcelona, y sus delegaciones de Madrid y Valencia.

Normas