Pagará un 1,5% de sus ingresos a la ciudad

México DF, primera ciudad en dar cabida legal a Uber

Pegatina de Uber en un coche.
Pegatina de Uber en un coche.

Mexico se ha convertido en un referente de regulación para las aplicaciones de coche compartido. La capital del país ha aprobado esta semana una modificación de la ley que contempla medidas para permitir que apps como Uber o Cabify puedan desarrollar su actividad.

El gobierno local permite a Uber realizar su trabajo en la ciudad, una de las más grandes del mundo, a cambio de distintas condiciones. La primera, la compañía deberá abonar un impuesto del 1,5% del coste de cada servicio al Ayuntamiento. En segundo lugar, cada coche necesitará una licencia que valdrá 1.599 pesos (unos 93 euros). Por último, los coches que circulen con Uber deberán estar señalizados y tener un valor mínimo de 11.640 euros.

La compañía ha remarcado en un comunicado que se ha llegado a esta regulación después de un proceso de diálogo "abierto y participativo" entre ciudadanos y Gobierno. "Esto promueve la innovación, el desarrollo económico y la libertad de elección de los consumidores", comenta la nota.

La regulación, a su vez, "ofrece seguridad jurídica" a los usuarios de la aplicación que obtienen ingresos económicos a través de la plataforma y a los que la usan para transportarse por la ciudad de una manera "segura, eficiente y de confianza".

Normas