En 2020 se llegará a las 100 millones de matriculaciones

Me muevo en coche, ¿qué alternativas tengo para disponer de uno?

Me muevo en coche, ¿qué alternativas tengo para disponer de uno?

El coche es el medio de transporte por excelencia. Al conductor le aporta una serie de ventajas que no le aporta otro medio de transporte como es la libertad, autonomía, independencia y ahorro de tiempo. En 2020 se llegarán a superar las 100 millones de matriculaciones en todo el mundo y por cada vehículo nuevo vendido, se venden 2,6 vehículos usados según los datos publicados en el Observatorio Cetelem Auto 2015, por lo que parece claro que el coche seguirá siendo uno de los principales medios de transporte en todo el mundo.

Pero ¿qué opciones se tiene para tener acceso a un vehículo? Según este mismo estudio, el esfuerzo que realizan los habitantes de países emergentes a la hora de comprar un vehículo es tres veces mayor que el esfuerzo de quien vive en países desarrollados, como por ejemplo España, en el que se necesitarían 0,6 años de renta para comprar un coche, mientras que en China necesitarían 5,2 años de renta.

¿Qué opciones tengo?

  • Coche nuevo o de segunda mano. A la hora de comprar un vehículo, hay tres factores determinantes para la decisión de compra que son el precio, el consumo y la seguridad. La compra perfecta deberá combinar los tres factores. La financiación que se necesita para comprar un vehículo de segunda mano suele ser menor que la necesaria para un vehículo nuevo, pero sea cual sea la cantidad hay que saber qué es lo que ofrecen las entidades financieras y qué novedades incluyen en su catálogo de préstamos de modo que se pueda conseguir la mejor financiación. Hoy día el interés de los préstamos personales ronda el 7%, como BBVA con su préstamo para coche desde un 6,5% TIN, el préstamo naranja de ING Direct al 6,95% TIN o como por ejemplo el Préstamo Auto de Banco Santander con un interés nominal anual del 6,25%.

  • Coche compartido, para viajar o para el día a día en la ciudad. La economía colaborativa está experimentando un rápido crecimiento. Compartir espacios, y en concreto un vehículo supone un ahorro tanto para el conductor como para el pasajero. BlaBlaCar es una de las compañías que más ha impulsado este fenómeno. Viajar compartiendo un vehículo, conociendo gente nueva y sobretodo ahorrando. El conductor oferta las plazas disponibles de su vehículo a un precio. Pero para moverse por ciudad también es posible compartir vehículo en caso de necesitarlo, es lo que se conoce como car sharing, que no deja de ser un alquiler de un vehículo pero esta vez por horas. Localizas el coche en el parking más cercano, lo recoges, lo utilizas y lo entregas de nuevo. Es una alternativa al alquiler tradicional, una forma de disponer de un vehículo especialmente indicado para ocasiones puntuales a través de empresas como Bluemove, Respiro, Avancar, Ecomparte o ClickCar.
  • Renting/leasing. Dos formas distintas de tener acceso a un vehículo sin tener que realizar una gran inversión inicial. Si bien el renting se basa en un alquiler del vehículo a medio y largo plazo y en el que se cubre el mantenimiento total del vehículo, el leasing se trata de un alquiler del vehículo con opción de compra al finalizar el contrato establecido y no incluye el mantenimiento del vehículo.
  • Alquiler convencional. También recomendada para situaciones excepcionales por coste –sobre todo en época de días festivos, fin de semana, vacaciones…-. Empresas como Europcar, Avis, Hertz son famosas por proporcionar este servicio. A la hora de alquilar vehículos hay que conocer muy bien las condiciones, como el tipo de seguro que tiene el vehículo –es habitual que sea un seguro con franquicia, por lo que hasta cierto importe será el conductor el que lo asuma-, que hasta que no se verifique las buenas condiciones del vehículo a la hora de la devolución la empresa bloquea una cantidad de dinero de la tarjeta de dinero, saber a cuánto cobran el kilómetro extra o si hay que devolver el coche con el depósito lleno entre otras cosas.
Normas