Dia: sólida posición en la batalla por los súper

Un supermercado Dia
Un supermercado Dia

La cadena de supermercados Dia concentra el 65% de sus ventas en España y Portugal, dos países donde el negocio de distribución alimentaria minorista tiene una gran madurez y unos elevados niveles de competitividad, lo que entraña cierta dificultad al crecimiento. De hecho, de acuerdo con los resultados publicados por el grupo, en 2014 las ventas netas de la compañía cayeron un 1,2% en el área Iberia (retrocedieron un 0,1% en España y bajaron un 7,6% en Portugal), compensadas gracias al crecimiento del 4,8% en emergentes, principalmente debido a Brasil (+5,8%) y Argentina (+4,1%).

En la batalla por la tarta del negocio minorista de alimentación en España, Dia ocupa una posición sólida, con una cuota de mercado que asciende al 9%, tras la adquisición del grupo El Árbol y de una serie de locales de la cadena Eroski. Dia cobra así distancia de sus competidores más próximos, Carrefour y el propio Eroski, aunque todavía está muy lejos del líder, Mercadona, cuya cuota de mercado supera el 20%. Desde un punto de vista financiero, Axesor considera que el grupo de distribución minorista de alimentación presenta unos niveles de rentabilidad adecuados, sin que se prevean tensiones de liquidez que puedan condicionar los compromisos de pago de la deuda a la fecha de su vencimiento. El rating que Axesor otorga a Dia es BBB (grado de inversión) con tendencia positiva. La deuda financiera neta se situó al cierre de 2014 en 520,43 millones de euros, experimentando un retroceso del 18,69% comparado con 2013.

La previsión de Axesor es que los volúmenes de facturación deberían crecer a lo largo de los próximos años, apoyados en factores como la adquisición del grupo El Árbol, el crecimiento en mercados emergentes y la mayor demanda generalizada de supermercados de formato discount, habida cuenta de los cambios en los patrones de consumo que han sido propiciados por la crisis económica. Axesor considera que la mejora de los ingresos, junto con la política de control de costes, permitirán a largo plazo mantener en unos niveles óptimos el valor del ratio de deuda financiera neta sobre ebitda (se situó en 0,99 al cierre de 2014, frente al 1,17 de 2013), dotando de estabilidad a la estructura financiera de la compañía.

Dia está desarrollando una agresiva campaña de crecimiento, tanto vía apertura de nuevas tiendas (acumuló en 2014 un saldo neto de 406 nuevos locales) como mediante adquisiciones. Así, en el último ejercicio se integraron en la red nacional 437 tiendas del grupo El Árbol. El saldo neto total de locales del grupo ascendió a la conclusión del último ejercicio a 7.306, un incremento del 13,5% sobre el año 2013; el peso de las franquicias llega hasta el 54,4%.

Desde Axesor se destaca que la generación de tesorería puede verse debilitada por el ambicioso plan de expansión y la agresiva política de dividendos, ya que la remuneración con cargo a 2014 es un 12,5% superior a la de 2013 y el ratio de pay out sobre el beneficio neto ajustado se sitúa en el 44%. Sin embargo, la estabilidad de márgenes operativos, la elevada capacidad de generación de caja de explotación y el valor óptimo del ratio de deuda financiera neta/ebitda compensan el bajo nivel de capitalización que exhibe la compañía.

Por otra parte, el grupo de alimentación minorista también destaca por la amplia distribución de su cartera de clientes y proveedores, lo que permite que no haya una concentración significativa del riesgo de crédito y además favorece que la empresa pueda exhibir un amplio poder de negociación.

El gran reto de la compañía es reducir aún más la dependencia del negocio doméstico e impulsar su diversificación internacional. América Latina muestra un buen comportamiento. No ocurre lo mismo en China, si bien este mercado representa solo el 2,1% de la facturación.

Normas
Entra en El País para participar