Sobra crédito, pero las pymes y autónomos no lo piden

Iberaval, una Sociedad de Garantía Recíproca, asegura que podrían haber concedido 200 millones de euros más en créditos, pero que no hubo pymes ni autónomos que lo solicitaran.

Sobra crédito, pero las pymes y autónomos no lo piden

200 millones de euros más en créditos. Es la cantidad que la Sociedad de Garantía Recíproca (SGR) Iberaval podría haber dado adicionalmente en créditos a pymes y emprendedores el pasado año. ¿El motivo por el que esta entidad no destinó esta cifra a tal propósito? Según su presidente, José Rolando Álvarez, la falta de demanda que se registró en 2014.

Álvarez, en rueda de prensa, ha informado de que esta entidad incrementó el año pasado en casi un 25% el número y cantidad de préstamos a las pequeñas y medianas empresas, hasta alcanzar el mismo los 108,2 millones de euros. Una cantidad con la que se respaldaron las necesidades de cerca de 3.300 empresas, para que solo en Castilla-León y La Rioja, los territorios en los que opera, se mantuvieran o crearan un total de 15.000 puestos de trabajo.

De esta cantidad, el 60% de los créditos fue destinado a circulante y el resto, a inversiones. Una cantidad que, en los meses que llevamos de 2015, se han dado la vuelta según el presidente de Iberaval.

En este sentido, el máximo responsable de la compañía ha invitado a las pymes y autónomos a endeudarse, con el objetivo de crear empleo y crecer como empresas. Así, José Rolando Álvarez ha sostenido que “casi el 96% de las operaciones avaladas no tienen ninguna solvencia”, por lo que se trata de una cifra que proporciona a esta sociedad un coeficiente de solvencia del 13.9%. La cifra se sitúa seis puntos por encima de lo que exige el Banco de España.

Radiografía de las operaciones

Así, el importe medio de las operaciones formalizadas el pasado año por esta entidad ascendió a los 96.000 euros de media. Su plazo de evolución, más de siete años de media. En esa línea, ocho de cada diez operaciones corresponden a empresas de menos de diez trabajadores, a microempresas.

Para Álvarez, durante 2013 las entidades financieras ofrecieron “buenos tipos de interés” ya que mientras que en el mercado se pagaba entre el 7% y el 8%, “quienes acudieron a Iberaval obtuvieron créditos al 4% o al 4,5%”, ha sostenido el gerente de esta entidad, que ha llegado a prestar dinero “a un coste total del 1,5%”.

Por último, el presidente de la SGR también hizo alusión a los datos relativos al riesgo vivo (importe prestado pendiente de devolución) de tales operaciones, que asciende a 517 millones, el 10% del sector en España.

Normas
Entra en El País para participar