Alex Behring

Un gestor con resultados

Ingeniero de formación, Alex Behring se ha desarrollado en el mundo de la empresa y el capital riesgo. Ahora presidirá el gigante alimentario The Kraft Heinz Company

Caricatura de Alex Behring, cofundador de 3G Capital que presidirá el gigante alimentario The Kraft Heinz Company.
Caricatura de Alex Behring, cofundador de 3G Capital que presidirá el gigante alimentario The Kraft Heinz Company.

El inversor estadounidense Warren Buffett aseguraba en su carta anual a los accionistas de Berkshire Hathaway que hace dos años, cuando surgió la oportunidad de unirse al fondo brasileño 3G capital para adquirir Heinz, no tuvo dudas de que la colaboración funcionaría tanto a nivel financiero como personal. “No me avergüenza admitir que Heinz está mucho mejor administrada por el presidente Alexandre Behring (Brasil, 1967) y el consejero delegado Bernardo Hees que si yo mismo estuviera a cargo”. El inversor no escatimó en elogios hacia ambos en su misiva y se mostró convencido de que sus organizaciones trabajarían juntas en nuevas operaciones. El momento ha llegado y el resultado ha sido la creación del tercer mayor grupo alimentario de Estados Unidos y el quinto a nivel mundial, gracias a la fusión de las firmas de alimentación Heinz y Kraft.

El socio gerente de 3G Capital, conocido por ser capaz de transformar sus intenciones en resultados, Alexander Behring, presidirá The Kraft Heinz Company. Ingeniero eléctrico titulado por la Universidad Católica Pontificia de Río de Janeiro, la mayor parte de su carrera ha estado sin embargo poco relacionada con el ámbito en el que se formó en un principio.

Comenzó a trabajar como cofundador y socio de una empresa tecnológica con oficinas tanto en su país de origen como en Florida (Estados Unidos), proyecto al que se dedicó entre 1988 y 1993. Posteriormente cursó un máster en administración de empresas en la Universidad de Harvard, obteniendo importantes distinciones, y su trayectoria se enfocó definitivamente hacia el mundo de las inversiones, las finanzas y las grandes compañías en el que hoy en día es protagonista.

Fue así como con 26 años se incorporó a la firma brasileña GP Investimentos, donde ejerció como director y analista. Allí aprendió en un equipo liderado por el multimillonario Jorge Paulo Lemann, a quien impresionó y posteriormente ha seguido ligado al cofundar ambos (junto con otros tres socios) el fondo 3G Capital en 2004. Así pasó definitivamente a ser conocido como Alex.

A través de las operaciones realizadas mediante estas empresas, el próximo presidente del gigante de la alimentación ha ido acumulando diferentes responsabilidades y con ello experiencia. Y es que el nuevo cargo que ostentará Behring no sorprende puesto que, además de sus habilidades como inversor, lleva ya algún tiempo trabajando con compañías en el ámbito del consumo y los alimentos (se convirtió en presidente del grupo Burger King hace cuatro años cuando 3G adquirió la empresa).

Con un gran carisma en las distancias cortas, es el primero en marcarse objetivos y hacer todo lo posible para cumplirlos

Sin embargo, este directivo también ha pasado por otros ámbitos como el transporte, ya que dirigió los pasos de la compañía América Latina Logística (ALL) durante seis años –justo antes de fundar el fondo 3G–. A esta empresa dedicada al mundo ferroviario llegó Behring con apenas 30 años y sin conocer el sector, pero el entonces jovecísimo ejecutivo se esforzó por aprender todo cuanto pudo y logró que los resultados acompañaran una gestión que consiguió así ser muy aplaudida.

Entre las recetas que aplicó se encontraban algunas en parte revolucionarias para un área habitualmente conservadora como son los ferrocarriles. Por ejemplo, Behring se concentró en la motivación de los empleados recompensando su eficacia y productividad. También viajó con ellos en los trenes de la compañía para conocer sus problemas.

Asegura la prensa brasileña que los equipos son muy importantes para Behring, que también concentra grandes esfuerzos en lograr siempre sus objetivos. Algo que igualmente recalca Warren Buffet en su carta a los accionistas de este año, donde explica que tanto Behring como Bernardo Hees trabajan con metas muy elevadas que se esfuerzan por alcanzar, sin importar si sus empresas funcionan ya mejor que la competencia.

Así, este brasileño de 1,90 metros de estatura y ojosazules, con un gran carisma en las distancias cortas, es el primero en marcarse objetivos y en hacer todo los posible para obtener los resultados deseados.

No obstante, también ha cosechado ciertas críticas por un estilo de trabajo y dirección que para algunos resulta demasiado agresivo (aunque para muchos otros es la base de sus logros).

Sea cuál sea su secreto del éxito, el próximo presidente de The Kraft Heinz Company despierta gracias a ese historial de triunfos que ha llegado a ocultar cualquier posible fallo, un gran interés. En 2011, su trabajo le valió un reconocimiento de la revista de negocios Latin Trade, que lo nombró Inversor del Año por su importante papel en diversas operaciones como la adquisición de Burger King, el acuerdo que formó la cervecera multinacional AB-Inbev o la entrada del fondo en la ferroviaria estadounidense CSX. Su visión y espíritu emprendedor fueron algunas de las características que la publicación destacó para otorgarle el premio.

Con el crecimiento que experimentará la compañía que ya preside, Heinz, gracias a su fusión con Kraft, el gerente de 3G Capital tendrá todavía menos tiempo para dedicarse a su afición por los deportes acuáticos. Y es que es seguro que Behring ya tiene en la mente un nuevo objetivo que debe alcanzar, cueste lo que cueste.

Normas