El paro registrado retrocede en 13.538 personas

Construcción e industria tiran con fuerza del empleo y las cotizaciones

El descenso del paro es el más abultado desde 2001

Cuatro de cada diez nuevos ocupados trabaja en construcción o industria

El mercado laboral sigue recuperándose lentamente, pero de forma continuada. En febrero, que históricamente no suele ser un buen mes para el empleo, ha intensificado incluso el ritmo de recuperación.

La Seguridad Social ganó el mes pasado 96.909 afiliados y suma ya casi medio millón de nuevos cotizantes en comparación con febrero de hace un año. Esto ha supuesto intensificar el ritmo anual de creación de empleo hasta el 2,84% frente al estancamiento que registraba en febrero de 2014. De esta forma, el sistema alcanzó el pasado mes 16,67 millones de afiliados medios.

Además, la Seguridad Social encadena ya 19 meses consecutivos de incrementos del dato desestacionalizado de afiliación, que refleja mejor lo que ocurre en el mercado, porque depura los efectos de los días inhábiles de cada mes. Es más, según este dato corregido, la Seguridad Social ganó 84.064 cotizantes, el mejor dato de cualquier mes en toda la serie histórica.

Otros detalles

La ocupación crece en toda España: En febrero todas las comunidades autónomas registraron incrementos de la ocupación, tanto respecto al mes de enero como en comparación con hace un año. El mes pasado destacó el comportamiento positivo de Baleares, con un aumento de la ocupación mensual de casi el 3%, seguido de Extremadura (1,1%) y Murcia (1%). Igualmente, en términos interanuales, Baleares es la región donde más crece el empleo, con un avance de casi el 5%, junto con Valencia y Madrid, que han registrado incrementos por encima del 3% interanual. Y también hay menos parados que hace un año en todas las regiones.

Más autónomos y más extranjeros: el colectivo de trabajadores autónomos acumula ya quince meses consecutivos de incrementos interanuales en su número de afiliados y la mayoría de estos meses con subidas por encima del 2%. En febrero, se contabilizaron solo 463 autónomos más que el mes anterior, pero el ritmo de crecimiento anual se mantuvo en el 2,39%, con 72.612 afiliados más. Los sectores de la educación, la sanidad y las actividades inmobiliarias registran incrementos de autónomos por encima del 8% anual. En cuanto a los afiliados extranjeros, crecieron un 0,8% en el mes, tras dos meses consecutivos cayendo.

La creación de empresas pincha en enero: El número de empresas existentes a finales de enero (último dato disponible), según la Seguridad Social, era de 1,40 millones. Esto supuso un descenso de 5.232 compañías respecto a diciembre pasado. Si bien, en términos interanuales el número de compañías con cuenta de cotización creció un 3,2% respecto a enero de hace un año, con 43.748 compañías más. Sin embargo no todos los tipos de empresas pincharon en enero, ya que fue especialmente destacable el alza del número de compañías que tienen entre 6 y 50 trabajadores, que subieron un 2,7% solo en enero.

Cuatro de cada diez de estos nuevos cotizantes se dio de alta en la construcción –que fue el sector más dinámico con 26.068 nuevos empleos– o en la industria, con 15.097 ocupados más. Mientras que los servicios, el principal sector de la economía española, registraron 61.842 afiliados más, impulsados por la educación (16.203) y la hostelería (14.012). Solo el comercio, por el fin de las rebajas, perdió 11.569 cotizantes en febrero;y la sanidad, otros 1.223 afiliados.

La Seguridad Social confirmará en breve un déficit en 2014 que no rebasará el 1% del PIB, como preveía

Si bien, en comparación con hace un año todas las ramas de actividad tienen más trabajadores, salvo el sector financiero y de seguros, que sigue destruyendo empleo a un ritmo del 2%. Por el contrario destaca la recuperación de la construcción que crece un vigoroso 6,7% interanual o las actividades inmobiliarias (7,6%) o la hostelería (5,9%).

La principal consecuencia de esta mejora del empleo se está dejando sentir ya en el sistema de Seguridad Social que ha visto disparado el crecimiento de su recaudación por cotizaciones casi un 4%. Esto significa que las bases de cotización (que reflejan la evolución de los salarios) siguen creciendo, “a un fuerte ritmo”, según dijo ayer el secretario de Estado de la Seguridad Social, Tomás Burgos.

En los últimos meses ya se ha producido esta mejora de la recaudación, lo que permitirá al Gobierno cumplir con su objetivo de déficit para la Seguridad Social, previsto en el 1%. Quizás, incluso estos números rojos, que se confirmarán en los próximos días, podrían reducirse una décima hasta el 0,9%.

En consecuencia, con toda esta evolución de la ocupación, el desempleo también se anotó una bajada de 13.538 personas en febrero, lo que supuso una notable mejoría en comparación con un aumento medio de 90.000 parados que se registró en todos los meses de febrero de los últimos siete años. Es más, se trata de la mayor caída en 14 años. Así, el número total de desempleados ascendió a 4,512 millones de personas, tras descender un 6,2% en un año, el mayor recorte interanual del desempleo en un año desde 1999.

Dicho todo esto, los responsables del Ministerio de Empleo fueron cuestionados ayer por las características de estos nuevos empleos a lo que respondieron haciendo una encendida defensa de su “buena calidad”. En concreto argumentaron que los contratos indefinidos han crecido un 22,9% en el último año, el doble que los temporales (11,4%). Y que aún han crecido más los contratos fijos a tiempo completo, que avanzaron un 30%, frente al 11,9% de los indefinidos a tiempo parcial.

Aunque en febrero solo uno de cada diez contratos que se hicieron fue indefinido –el 9,80%– este porcentaje fue el mayor registrado desde hace dos años, cuando en marzo de 2013, el 10,1% de todos los contratos que se firmaron ese mes fue fijo. Desde Empleo esto se atribuye a la tarifa plana y confían en que la nueva exención de 500 euros para fijos se note con más intensidad en un par de meses.

Protección y reacciones

Uno de cada dos parados ya no cobra ayudas: La tasa de cobertura de los parados (porcentaje de los desempleados que cobra una prestación o un subsidio) siguió cayendo en picado en enero (último dato disponible), al descender al 56,4%, ocho puntos menos que hace un año. De esta forma, ya son prácticamente uno de cada dos parados registrados los que no reciben ningún tipo de ayuda económica. Asimismo, el número de beneficiarios disminuyó un 13,8%, más del doble de lo que descendió el número de desempleados en febrero (6,2%).

Además, a medida que transcurre la crisis ganan peso los subsidios –que ya son seis de cada diez ayudas– frente a las prestaciones, debido a que éstas últimas son las primeras que se agotan y, debido a la crisis, es más difícil acumular el año que se exige como mínimo para cobrarlas.

Empleo se reafirma: se crearán 600.000 empleos: Desde distintas instancias del Gobierno varios responsables se reafirmaron ayer en que, a la luz de los datos de febreros, se cumplirán las previsiones del Ejecutivo de crear 600.000 empleos en 2015. Y la ministra de Empleo, Fátima Báñez consideró que la creación de tres millones de puestos de trabajo en la próxima legislatura ”es más que alcanzable”.

UGT dispuesta a ceder salarios por convenios: En medio de esta mejora del mercado de trabajo, patronal y sindicatos siguen reuniéndose para cerrar el acuerdo de negociación colectiva 2015-2017, que incluirá las recomendaciones salariales para estos ejercicios. En este contexto, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, se mostró ayer dispuesto a ceder en su pretensión de que los salarios aumenten un 1,5 % en 2015, siempre que la patronal se avenga a buscar fórmulas para que los convenios colectivos puedan mantener su vigencia, después de que la reforma laboral la limitara a un año tras vencer los acuerdos. Méndez indicó que las negociaciones han entrado en una “fase decisiva”, por lo que debe buscarse ya un desenlace positivo. “Es urgente alcanzar un acuerdo en materia de salarios”, añadió al tiempo que consideró que dichas recomendaciones retributivas son tan importantes “como también lo es intentar remediar la pérdida de ultractividad de los convenios tras la reforma laboral.

Normas
Entra en El País para participar