Compra la española La Nevera Roja, Pizzabo y el 30% de Delivery Hero
Oliver Samwer, consejero delegado de Rocket Internet.
Oliver Samwer, consejero delegado de Rocket Internet.

Rocket Internet invierte 700 millones para ser un gigante de la comida online

Los fundadores de La Nevera Roja permanecerán solo dos meses más en el proyecto.

El grupo de comercio electrónico con sede en Berlín Rocket Internet desveló este viernes un conjunto de operaciones con las que busca convertirse en un gigante de la comida online a domicilio. La compañía confirmó la adquisición de la empresa española La Nevera Roja, de la que informó este periódico el pasado martes. Aunque no desvela la cifra que abona por la start-up, participada por Mediaset, Nextchance Group (Nicolás Luxa de Tena) y varios business angels como Pablo Juantégui y José del Barrio, el inversor español Rodolfo Carpintier ya desveló entonces en el portal Baquia que el desembolso asciende a unos 80 millones de euros.

El movimiento de Rocket Internet es, no obstante, mucho más agresivo. Según explicó en un comunicado, también adquiere el 30% del líder del sector en Alemania, Delivery Hero, por el que ha pagado 586 millones de dólares (unos 495 millones de euros), y la italiana Pizzabo. Además, habría comprado participaciones en siete empresas relacionadas con la comida online a domicilio en Asia. Y ha inyectado 130 millones en su filial Hellofresh (dedicada al envío de productos frescos y de supermercado), elevando su participación hasta el 52% del capital. En total, Rocket Internet ha invertido en torno a los 700 millones en estas adquisiciones, según informó Hemerotek, convirtiendo el negocio de la comida por internet en una de sus áreas clave de crecimiento.

Rocket planea integrar todos sus nuevos activos en una nueva división denominada Global Online Takeaway Group. La firma cuenta con presencia en 64 países y opera con 140.000 restaurantes, con 78.000 millones de pedidos de comida al mes. La empresa, que también posee el 55% de FoodPanda, intentará aprovechar las economías de escala y la experiencia de todas las empresas adquiridas para mejorar su servicio, y hacer frente a rivales actuales como la estadounidense GrubHub, y a otros nuevos, si Amazon decide apostar a lo grande por el mercado de la entrega de alimentos frescos.

La mayor aceleradora europea de start-ups, fundada en 2007 por los hermanos Marc, Alec y Oliver Samwer, explicó que la valoración conjunta de su cartera de empresas se ha elevado en 800 millones desde que salió a Bolsa el pasado octubre. La firma, que emplea a 25.000 personas, incorporó en agosto a United Internet (dueño de empresas como la española Arsys, 1&1 y Sedo) como nuevo socio a su proyecto, con el 10,7% de sus acciones. Entonces, la empresa fue valorada en 4.300 millones. Rocket ganó notoriedad gracias a su política de clonar en Europa start-ups existosas en EEUU. Así, impulsaron Citydeal (una empresa de cupones descuentos por internet), Zalando (especializada en la venta de calzado a través de internet) o Lendico (la plataforma de crédito entre particulares que desembarcó en España el pasado año).

Reinventar el espacio de internet en Europa

Al inversor español Rodolfo Carpintier no le cabe ninguna duda de que Rocket Internet es una empresa interesante, a seguir de cerca. “Ha reinventado el espacio de internet en Europa, con salidas a Bolsa espectaculares que le permiten comprar, aunque sea por encima de su precio justo, porque, en muy poco tiempo, consolida todo el espacio y o la saca a Bolsa o la vende al homólogo americano y, dentro de poco, japonés o chino”, señala a CincoDías. Ciertamente, Rocket ha vendido ya algunos proyectos a gigantes de EEUU, como ocurrió con Citydeal (que compró Groupon), y ha sacado a Bolsa start-ups como la exitosa Zalando. Ahora, con gigantes asiáticos del ecommerce como la china Alibaba o la japonesa Rakuten queriendo tomar mayores posiciones en Europa, la firma alemana tendrá más novios para sus proyectos.

Carpintier también destaca otro dato curioso sobre la multinacional alemana en relación a la  compra de la española La Nevera Roja. "Rocket Internet deja marchar a los fundadores de la start-up española, cuando lo normal en este tipo de operaciones es que se exija a los emprendedores seguir en la compañía por lo menos un año". En este caso, Íñigo Juantegui y José del Barrio, los fundadores de La Nevera Roja, solo deberán permanecer en la empresa dos meses, "y eso es porque tienen capacidades de gestión", señala Carpintier.