Fomento insta a que trasladen ya la bajada del petróleo

El Gobierno exige a las aerolíneas que bajen precios por la caída del crudo

Aviones de Iberia estacionados
Aviones de Iberia estacionados

La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha avanzado este miércoles que su departamento convocará a los responsables de las aerolíneas y las navieras para instarles a “repercutir” en los precios de los pasajes de transporte aéreo y marítimo la bajada del precio del barril de petróleo con el fin de que “lo note la ciudadanía, algo que hasta ahora no ha ocurrido”. La reunión está prevista para la próxima semana.

Precisamente, la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV) ha reclamado a las compañías aéreas en una carta la rebaja de los recargos por combustible (la denominada tasa YQ), considerando la tendencia descendente de los precios del petróleo, que podrían situarse en su valor más bajo desde 2010.

En declaraciones a los periodistas durante su visita a Ceuta, Pastor ha destacado que es “necesario y de justicia” que la reducción del precio del crudo, que ha bajado de 46 dólares y marca mínimos de casi seis años, “llegue a la economía real” y que los usuarios puedan utilizar ese ahorro para otros propósitos.

El ministro de Industria y Turismo, José Manuel Soria, ha anunciado que diversos departamentos del Gobierno están estudiando “medidas adicionales” por si la reducción registrada en las últimas semanas en el precio del petróleo “todavía puede trasladarse más directamente al precio de la gasolina”.

La capacidad de cara aerolínea para reducir o no las tarifas ante menores precios del crudo depende del margen de maniobra que le permita la compra anticipada de combustible y del precio fijo pactado en su momento con la entidad financiera, según la Asociación de Compañías Españolas de Transporte Aéreo (ACETA).

“Las aerolíneas contratan a futuro seguros de cobertura a un precio fijo con entidades financieras para protegerse de las oscilaciones del precio del crudo, generalmente al alza”, según ha explicado una portavoz de esta patronal, que agrupa a Iberia, Vueling, Air Europa, evelop, Iberia Express, Air Nostrum, y Binter Canarias entre otras.

Una política de combustible, común a toda la industria, que “ofrece cierta estabilidad, reduce riesgos pero que no siempre funciona, ya que en casos de descenso significativo, como el actual, juega en contra e impide a las compañías beneficiarse de estos descensos”, aseguró. Desde ACETA apuntan también que una posición común de las compañías en asunto de precios podría ser considerada una posición de cártel y, en consecuencia, sancionable por las autoridades de Competencia.

El precio del combustible es un factor decisivo en la estructura de costes de una aerolínea, cuyo peso oscila entre el 30% y el 40%, dependiendo de las rutas. La Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA) estima que si el precio del combustible permanece estable, tras el ajuste por inflación, las tarifas de ida y vuelta (impuestos y tasas no incluidos), caerán un 5,1% en 2015. El Grupo Lufthansa, por ejemplo, prevé que su factura de combustible se reduzca en un 13% en 2015, en base a un precio por barril de Brent de 68 dólares por barril, una estimación similar a la otras compañías, si bien ninguna ha anunciado que tenga previsto trasladar este menor coste al precio del billete.

Pastor también ha asegurado que la salida a bolsa del 28% de Aena, el gestor aeroportuario español, marcha “conforme a las fechas marcadas por el Comité que preside el secretario de Estado de Infraestructuras”.

A preguntas de los periodistas, la ministra ha dicho que su departamento tiene “hechos los deberes” para la recuperación de los enlaces aéreos de transporte regular de pasajeros en helicóptero entre Ceuta, Algeciras y Málaga, líneas que están “únicamente a la espera de que exista interés de alguna compañía por operarlas”.

“El esfuerzo del Ministerio se ha dirigido a mantener las operaciones y el helipuerto de Ceuta tiene capacidad para actuar con máximas prestaciones incluso con luz muy baja pero falta interés privado”, ha resumido la miembro del Ejecutivo de Mariano Rajoy junto al presidente de la Ciudad, Juan Vivas (PP), que tiene previsto reunirse con INAER durante las próximas semanas para intentar convencer a esta empresa de que los enlaces desde la ciudad norteafricana pueden ser un negocio rentable.

Ana Pastor también se ha comprometido a “mantener” las bonificaciones que por un 50% del precio de los pasajes benefician a los pasajeros residentes en Ceuta y a “terminar los enlaces ferroviario hasta Cádiz y Granada con el fin de garantizar la mejor conectividad a todos los españoles con independencia de su lugar de residencia”. La ministra ha resaltado que el año pasado se registraron “los mejores datos de la historia de uso del tren” en Andalucía, con incremento de tráfico de “hasta el 25%”.