La decisión está en manos del Tribunal Supremo

Díaz sugiere que Chaves y Griñan deben dejar sus escaños si son imputados

La presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, dejó claro que cualquier socialista que resulte imputado por el Tribunal Supremo (TS) o por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) va a tener que dejar el escaño en la cámara en la que esté. “Esto no es ni Madrid ni Valencia y no va a haber imputados sentados en los escaños”, sentenció.

 Durante una visita al Hospital de Valme de Sevilla, Susana Díaz respondió así tras ser preguntada sobre el hecho de que la Fiscalía del Tribunal Supremo haya solicitado a la Sala de lo Penal de este órgano que se declare competente para conocer el “real alcance” de los hechos atribuidos por la juez de Sevilla Mercedes Alaya a los expresidentes de la Junta de Andalucía Manuel Chaves y José Antonio Griñán y otros tres ex altos cargos “preimputados” inicialmente en la causa de los ERE presuntamente irregulares.

Díaz precisó que nunca entra a valorar el fondo de un auto o de un informe de un órgano judicial y, por eso, estimó que ahora hay que dejar que sea la justicia la que hable.

No obstante, la presidenta andaluza expresó que ella tiene claro lo que va a hacer en Andalucía. “Cualquier persona que resulte imputada por el Tribunal Supremo o por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía va a tener que dejar el escaño”. “Me estoy refiriendo a todos”, apuntó la presidenta, quien dijo que ella explicará personalmente a la persona afectada esa decisión.

“Voy a hacer lo que los andaluces quieren que haga su presidenta y lo voy a hacer en cada momento”, sentenció Susana Díaz, quien se mostró convencida de que la gente ya “no está para palabras, porque las palabras no se las cree nadie, sino que quiere hechos”.

Asimismo, manifestó que mientras algunos hablan “de pactos, de promesas y de palabras”, ella va a hacer lo que quiere la gente, que “está cansada ya y Andalucía no es ni Madrid ni Valencia”. En su opinión, todos los partidos deben regenerarse y limpiarse de corrupción, “y dejarse ya del y tú más”, según dijo Díaz, para quien es fundamental que todos los partidos combatan de verdad la corrupción “y achiquemos el terreno a los corruptos”. Y lamentó que la palabra de los políticos “hoy día no vale nada, porque la gente ya no se la cree”.

En esta misma línea se pronunció el secretario de Organización del PSOE andaluz, Juan Cornejo, quien indicó: “No queremos imputados en ninguna Cámara; ningún escaño de ninguna Cámara debe estar ocupado por un imputado por una causa de corrupción, con independencia de la presunción de inocencia”.

“Habrá que dejar que los tribunales sigan la investigación y avancen en el proceso”, dijo Cornejo en relación a los ex presidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán. Según Cornejo, “los ciudadanos han dicho claramente lo que quieren; y el PSOE va a ser implacable contra todos los temas de corrupción, y no vamos a permitir ninguna situación que genere dudas o que no haya una posición firme; seremos implacables, con celeridad”.

Precisó que “lo que ha hecho la Fiscalía ha sido pronunciarse más en las formas que en el fondo”. Y que ahora “tendrá que pronunciarse el Tribunal Supremo y separar dentro de la causa a los aforados nacionales; y el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía sobre los cuatro aforados que están en el Parlamento andaluz.