El "semáforo" de riesgo en la inversión de la CNMV

La escala de riesgo para los productos financieros diseñada por la CNMV a comienzos de 2014 y que asumió el Ministerio de Economía en mayo de 2015 ha sido modificada hasta la extenuación desde sus orígenes.

Los colores pasaron de cinco a siete, en algún momento llegó a haber ocho, después se volvió a siete y terminó con seis, salvo para los planes de pensiones y los fondos de inversión, que siguen siendo siete.

La gran novedad respecto a los deseos del supervisor de los mercados es que la escala de colores no es obligatoria, y en la práctica esta solo se verá en ocasiones muy excepcionales. Los bancoss prefieren prescindir de los colores en el nuevo indicador de riesgo que acaba de entrar en vigor.

Por regla general no habrá semáforo. Los productos incluidos en la norma llevarán una fracción que irá del 1/6, el menor riesgo, hasta el 6/6, el máximo.