Las compras apenas crecen un 0,4% mientras el IPC queda en el -0,2%

La atonía de las ventas minoristas mantiene los precios en negativo

Evolución de los precios (IPC) y las ventas minoristas Ampliar foto

Es el caso del índice de comercio al por menor correspondiente al mes de agosto y publicado ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Según este indicador, las ventas minoristas cayeron un 0,9% el mes pasado en comparación con idéntico periodo del año anterior, aunque si se corrige la tasa de efectos estacionales y de calendario, el dato se eleva hasta un modesto crecimiento del 0,4%, frente al descenso del 0,2% registrado el mes anterior. Se mantiene la tendencia positiva, pero la gráfica resultante continúa siendo plana.

De hecho, un vistazo a la serie histórica corrobora la fragilidad de la recuperación. Así, a finales del pasado ejercicio se lograron las primeras tasas positivas de la crisis, pero frente al repunte producido en septiembre y diciembre pasados, los incrementos no han pasado de moderados 0,8%. Esto corrobora que mientras la inversión en vivienda parece tomar impulso y el verano de este año ha sido el de la recuperación de los turistas nacionales, en alimentación, equipo personal y del hogar los ciudadanos continúan ajustando al máximos sus gastos.

Esta circunstancia explicaría además que el índice de precios de consumo (IPC) se haya situado por tercer mes consecutivo en tasa negativa al cerrar septiembre en el -0,2%, según el dato adelantado que hizo público también el INE ayer. El índice general de ventas minoristas sin incluir las estaciones de servicio y corregido de efectos estacionales y de calendario registró el mes pasado una variación anual del -0,3%. Si se desglosa por tipos de productos, alimentación se incrementó un 1%, mientras el resto de productos lo hizo apenas un 0,7%. Equipo personal protagonizó una mejora del 1,9%, pero los productos vinculados al equipamiento del hogar y otros bienes registraron la misma tasa, un retroceso del 0,1% anual.

Siguiendo con las tasas corregidas, por modos de distribución, se registraron descensos interanuales en la facturación de las empresas unilocalizadas del 1,8% anual, mientras que el resto de formatos protagonizó aumentos anuales del 3,5% en el caso de las pequeñas cadenas, del 0,9% en las grandes cadenas y del 0,6% en las grandes superficies. Los expertos vinculan esta suave mejoría de las ventas minoristas con el hecho de que los precios se mantengan en tasa negativa. De modo que hasta que no se produzca un incremento más palpable del consumo interno, pronostican una inflación prácticamente inexistente, como bien le gusta recordar al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. Y es que la inflación interanual acumula tres meses consecutivos de retroceso aunque en septiembre todo apunta a que moderó su caída al bajar el 0,2%.

Esa menor caída del IPC en tasa anual se debió a la estabilidad de los precios de los alimentos y bebidas no alcohólicas y al encarecimiento de la electricidad este mes. De confirmarse este dato el próximo 14 de octubre, cuando el INE detalle la evolución de todos los componentes de la cesta de la compra, el IPC acumulará tres meses consecutivos de descenso, ya que en julio bajó el 0,3% y en agosto lo hizo un 0,5%.

No obstante, los expertos descartan que la economía española pueda estar en situación de deflación y explican que la caída de los precios se produce en un contexto en el que la economía está creciendo y recuperándose, aunque sea de forma todavía modesta.

La analista de la Fundación de las Cajas de Ahorros (Funcas) María Jesús Fernández asegura que mientras el consumo aumente y la recuperación siga en marcha “no se puede hablar de deflación”, y añade que se trata de un ajuste de precios y costes “normal” después de que éstos hayan crecido por encima de lo que debían. Por su parte, la analista de Cortal Consors Estefanía Ponte niega la existencia de deflación “porque los consumidores no están retrasando sus decisiones de compras”, y asegura que la caída en tasa anual del 0,2% está en línea con lo previsto.