Los camioneros rechazan planes de peaje en las autovías

El transporte por carretera paga 10.000 millones anuales por hidrocarburos

El predidente de la patronal Asintra y del Consejo Nacional de Transporte Terrestre, Rafael Barbadillo, ha cargado esta mañana en Santander contra cualquier petición de implantación del pago por uso en las autovías, defendido por las concesionarias de autopistas.

Barbadillo recuerda que el transporte profesional "ya aporta 10.000 millones anuales a las arcas públicas por el impuesto de hidricarburos, mientras el combustible para usos como el marítimo, aéreo o el ferrocarril no tiene estas cargas".

El representante del transporte por carretera participa hoy en el curso sobre infraestructuras viarias celebrado en la Universidad Menéndez Pelayo, patrocinado por Seopan. En su intervención ha asegurado que camiones y autobuses recibirían la puntilla si es aplicado un pago por uso que, según fuentes del Ministerio de Fomento, hoy no está sobre la mesa.

El presidente de Asintra también ha sido crítico con la falta de transparencia en las cuentas de Renfe "a pesar de que recibe subvenciones por 600 millones". En el marco de la liberalización ferroviaria, Barbadillo ha reclamado la privatización de la sociedad de alquiler de trenes, dependiente de la citada Renfe, y la apertura de corredores con mayor volumen de usuarios que el de Levante, que ha sido el elegido por el Gobierno, para hacer atractiva la llamada,a la competencia.

Desde Seopan se,estima que el Estado recaudaría hasta 7.000 millones anuales con la tarificación de autovías. Esa cantidad, según la patronal de concesionarias y constructoras, serviría para rebajar la presión sobre el IRPF y lograría efectos similares a los de la actual reforma fiscal.

En la Comisión de Fomento del Congreso de los Diputados, los representantes de PP, PSOE y CiU, Andrés Ayala, Rafael Simancas y Pere Macías, creen que no habrá pago por uso al corto plazo, pero se empezará a debatirse en 2016 con una nueva legislatura.