Nuevo consejo de administración

Deoleo mantendrá a Jaime Carbó como consejero delegado

Deoleo mantendrá a Jaime Carbó como consejero delegado

La empresa de aceite embotellado Deoleo renovará el consejo de administración de la compañía, pero mantendrá a Jaime Carbó como consejero delegado, tras la adquisición de parte de su capital por el fondo de capital riesgo británico CVC, según ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La empresa ha enviado el pacto parasocial firmado por accionistas relevantes de la compañía de cara a la próxima junta general ordinaria de la sociedad, que se celebrará no más tarde del 30 de junio de este año, en la que se propondrá, entre otros puntos, la renovación del consejo.
En el pacto se ha acordado que Bankia, BMN y Dcoop, que venderán sus acciones en la empresa al fondo de riesgo británico –que en la operación ha contado con el asesoramiento de Mediobanca–, presenten su dimisión al cargo de miembro del consejo de administración.

En concreto, el máximo órgano de dirección de la compañía pasará a tener seis consejeros nombrados a propuesta de CVC, uno de los cuales podrá ser el actual presidente del consejo de administración. Sin embargo, hasta que la CNMV apruebe la oferta, el fondo británico “solo cubrirá cuatro de dichas seis plazas, manteniéndose entre tanto dos vacantes”.

El nuevo consejo también tendrá cinco consejeros dominicales: dos nombrados a propuesta de Unicaja Banco, uno a propuesta de CaixaBank, uno de CajaSur Banco y uno a propuesta de Daniel Klein. Además, habrá dos consejeros independientes que “habrán de ser personas de reconocido prestigio”.

Pese a contar con una participación mayoritaria en el accionariado de Deoleo, el fondo británico CVC Capital Partners considera que los acuerdos del consejo de administración deben contar con una aprobación de al menos el 60% de sus miembros.

Así, en el caso de que se dé el visto bueno a la transmisión de activos operativos de la sociedad o sus filiales por un importe superior a 250 millones de euros o a un eventual cambio de la sede social al extranjero o la modificación del objeto social de la firma, estas decisiones deberán contar con el apoyo de una mayoría reforzada del 60%.

La compañía dedicada al aceite propondrá en la junta general ordinaria una reducción de capital en 138.561.353,88 euros, mediante la reducción del valor nominal de las 1.154.677.949 de acciones, a razón de 0,12 euros por acción, pasando cada título a tener un valor nominal de 0,38 euros.