La amenaza del corte de gas ruso a Europa es real

Putin se compromete a garantizar el suministro a Europa

El presidente ruso Vladímir Putin durante su reunión con el Consejo de Seguridad permanente en la residencia oficial de Novo-Ogaryovo de Moscú, Rusia hoy 11 de abril de 2014.
El presidente ruso Vladímir Putin durante su reunión con el Consejo de Seguridad permanente en la residencia oficial de Novo-Ogaryovo de Moscú, Rusia hoy 11 de abril de 2014.

El presidente de la gasística ucraniana Naftogaz Ukraini, Andréi Kobolev, declaró hoy que existe una amenaza real de que sean suspendidos los suministros de gas ruso a Europa a través de Ucrania, por donde pasa la mitad del combustible que Rusia exporta a los consumidores europeos.

“Lamentablemente, si la política prevalece sobre la economía, esa amenaza es muy grande”, dijo Kobolev al diario digital ucraniano ZN.UA.

Agregó que Naftogaz Ukraini ve dos vías para evitar el corte de los suministros de gas ruso a Europa a través de Ucrania.

“O llegamos a un acuerdo con Gazprom (la gasística rusa) sobre que nos mantiene el precio o tendremos que acordar con las compañías europeas que nos vendan el gas que le compran a Rusia y comiencen a pagar por nuestros servicios de tránsito”, explicó Kobolev.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, afirmó ayer que su país garantiza el pleno cumplimiento de sus obligaciones ante los consumidores europeos de gas, pero advirtió de que ello dependerá del tránsito del combustible por el territorio de Ucrania.

“Desde luego, garantizamos el cumplimiento pleno de todas las obligaciones ante nuestros consumidores europeos. El problema no está en nosotros, sino en que se garantice el tránsito (del gas) a través de Ucrania”, dijo el jefe del Kremlin.

Putin recalcó que Rusia no planea cerrar el grifo del gas a Ucrania, pero recordó que, según los contratos vigentes, la gasística rusa Gazprom tiene derecho, y así se lo ha recomendado el Gobierno, a cobrar por adelantado.

Explicó que en mayo próximo Ucrania recibirá sólo el volumen de gas que pague este mes.

Según Rusia, Ucrania adeuda a Gazprom un total de 2.200 millones de dólares.

Tensión

La tensión en Ucrania crece. A primera hora de la mañana activistas prorrusos radicales del sureste de Ucrania asaltaron y tomaron una comisaría de policía en Slaviansk, a 120 kilómetros de Donetsk, confirmó a Efe Alexandr Filíppov, uno de los líderes del grupo que ocupa la sede del Gobierno de esta región del sureste de Ucrania.

Activistas prorrusos tomaron hoy otras dos comisarías policiales en la región Donetsk, informó a Efe Alexandr Filíppov, uno de los líderes de los ocupantes de la sede del Gobierno de esta región rusohablante del sureste de Ucrania.

Precisó que se trata de dependencias policiales situadas en las ciudades de Krasni Limán y Druzkovka, que suman a la comisaría de Slaviansk tomada esta mañana. 

Más sanciones del G7

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Jack Lew, destacó la “unidad” mostrada por el Grupo de los 7 (G7) para advertir a Rusia que habrá “sanciones adicionales significativas”, si continúa su escalada de tensiones en Ucrania.

“Hubo unanimidad al reconocer que hay que mantener unidad a la hora de establecer sanciones a Rusia (...) Las sanciones se impondrán individualmente pero en consultas con el resto de los países”, afirmó Lew en rueda de prensa en el marco de las reuniones de mitad de año del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM).

Los ministros de Finanzas del G7, conformado por Estados Unidos, Canadá, Japón, Italia, Gran Bretaña, Alemania y Francia, abordaron anoche en una cena informal las necesidades de financiación de Ucrania y la respuesta de la comunidad internacional a la crisis tras la anexión de Crimea por parte de Moscú.

Washington, agregó Lew, está “plenamente preparado para imponer sanciones adicionales significativas”.

“Ningún ministro de economía quiere imponer sanciones que pueden generar costes económicos en Europa o a nivel global, pero debe quedar claro que Rusia tiene que dar marcha atrás, y si siguen violando la soberanía de Ucrania habrá respuestas por parte de la comunidad internacional”, precisó el secretario del Tesoro.

Asimismo, anunció que el próximo lunes firmará en Washington junto a su homólogo ucraniano, Oleksandr Shlapak, la entrega de los 1.000 millones de dólares en garantías de préstamo aprobadas por el Congreso de Estados Unidos para apoyar a Kiev.

Por último, reiteró el compromiso de la Administración del presidente Barack Obama con la reforma del sistema de cuotas del FMI, pese a que el Congreso de Estados Unidos no lo ha ratificado.

“Creo que la ratificación de la reforma de cuotas es importante para la seguridad nacional de Estados Unidos y la estabilidad financiera global”, aseguró, al subrayar que seguirá trabajando para que se apruebe.

En este sentido, puso como ejemplo el caso de Ucrania al recalcar que el FMI es “pieza fundamental” de la asistencia financiera a Kiev.

“Solo el FMI tiene la capacidad para ofrecer el apoyo completo que necesita Ucrania y seguirá necesitando en el futuro próximo”, dijo Lew.