El presidente denuncia un golpe de Estado

El Parlamento de Ucrania destituye a Yanukóvich y convoca elecciones

Una fotografía de la líder de la oposición, Yulia Tymoshenko, en la plaza de Kiev.
Una fotografía de la líder de la oposición, Yulia Tymoshenko, en la plaza de Kiev. REUTERS

El Parlamento ucraniano, la Rada Suprema, ha destituido al jefe del Estado ucraniano, Víktor Yanukóvich, por “abandono de sus funciones constitucionales” y ha convocado elecciones presidenciales anticipadas para el próximo 25 de mayo, mientras Yanukóvich afirma que se trata de un golpe de estado y que él no ha dimitido. 

Un total de 328 diputados, lo que constituye más de la mayoría constitucional de dos tercios de los parlamentarios, votó a favor de una resolución que entró en vigor nada más ser aprobada por la cámara. La resolución fue adoptada por trámite de urgencia, sin debate previo, y tras su aprobación los diputados se pusieron en pie y entonaron el himno nacional de Ucrania.

Yanukóvich denunció en un discurso televisado que “los acontecimientos que vio nuestro país y todo el mundo son un ejemplo de golpe de Estado. Intentan amedrentarme para que presente voluntariamente mi dimisión. Pero no tengo intención de dimitir”.

La Rada asumió además la coordinación de las labores del Gobierno, nombró un nuevo presidente de la cámara, designó un ministro de Interior en funciones y aprobó una ley que permite la liberación de la encarcelada ex primera ministra y líder opositora Yulia Timoshenko. 

Timoshenko ha salido del hospital de la ciudad oriental de Járkov donde se encontraba ingresada desde mayo 2012, donde cumplía siete años de cárcel por abuso de poder. Nada más recuperar la libertad ha asegurado que "la dictadura ha caído" y se dirige en estos momentos a Kiev.


Normas